El calentamiento global y los efectos del cambio climático son un problema de carácter global. Es por esto que los países del primer mundo están trabajando constantemente en soluciones sustentables que sirvan para disminuir las nocivas consecuencias que el comportamiento humano genera en el medio ambiente.

Uno de los países europeos que está fuertemente trabajando en este tipo de políticas es Holanda. Respecto al tema de la movilidad sustentable, los holandeses nos sorprendieron en 2014 con la inauguración de la primera ciclovía solar.

Instalada en la ciudad de Krommenie con una inversión de 3 millones de euros, al norte de Holanda, la primera ciclovía solar del mundo tiene una extensión de 100 metros y un ancho de 3,5 metros. Funcionará a modo de prueba durante un periodo de 3 años, para luego estudiar si la idea se puede implementar en una parte de los cerca de 35 mil kilómetros de ciclovías que tiene el país.

Y luego de esto, los holandeses nos sorprenden con la primera bicicleta del mundo que cuenta con paneles solares en una de sus ruedas. Se trata de un proyecto a cargo de SolarAppLab, según informa el sitio Ciclosfera.com.

“Hemos desarrollado la primera bicicleta eléctrica con paneles solares colocados en una rueda. Esta bicicleta es capaz de recargarse durante el día mientras está siendo utilizada”, declara Marc Peters, integrante de Solar Applications Lab, según publica Ciclosfera.

La idea busca superar los problema de iluminación que se dan en los días de lluvia, lo que es un problema frecuente en los Países Bajos. “La mayor novedad que presenta este modelo es que propone una solución al hecho de que esta bicicleta también puede circular y recargarse en días en los que no hay tanta luz”, destaca Peters, quien concluye que “con ayuda de los estudiantes, la empresa propone una solución electrónica muy interesante”.

PUB / DIG