Dos cosmonautas rusos y un astronauta estadounidense despegaron este miércoles a bordo de un cohete Soyuz desde las estepas de Kazajistán hacia la Estación Espacial Internacional (ISS).

El lanzamiento del cohete Soyuz MS-02, que lleva a bordo a los rusos Serguei Ryjikov y Andrei Borissenko y al estadounidense Shane Kimbrough, se efectuó este miércoles a la hora prevista, las 14H05 (08H05 GMT), desde el cosmódromo de Baikonur y fue un éxito.

El lanzamiento estaba previsto inicialmente el 23 de septiembre, pero fue aplazado después de que los ingenieros rusos detectaran un problema técnico durante los tests.

Shane Kimbrough, de 49 años, que pasó menos de 16 días en el espacio a bordo del cohete estadounidense Endeavour, está al mando de esta misión.  

"¡Todos los sistemas en marcha! Menos de 24 horas antes del lanzamiento de la expedición 49/50 a bordo de Soyuz MS-02", había declarado el martes en Twitter el astronauta, que también sirvió como piloto de helicóptero durante la primera guerra del Golfo.

El ruso Borissenko pasó por su parte más de 164 días en el espacio durante su primera misión a bordo del ISS, en 2011. Su compatriota Ryjikov viaja al espacio por primera vez.

La misión de los tres hombres durará poco más de cuatro meses con un acoplamiento a la estación orbital prevista el viernes. Se sumarán al ruso Anatoli Ivanishin, la estadounidense Kate Rubins y el japonés Takuya Onishi, cuyo retorno a la Tierra es esperado el 30 de octubre.

PUB/NL