La tendencia europea avanza hacia el uso de energías renovables no convencionales que permitan modificar la matriz energética para disminuir los daños al ecosistema por el uso de combustibles u otras fuentes de energía no sustentables. 

En esa línea es que el gobierno local de la ciudad de Valladolid inauguró el pasado miércoles el primer molino eólico que funciona gracias a la utilización de cuatro bicicletas estáticas, las que gracias al pedaleo permiten el movimiento de las aspas. 

El alcalde de la ciudad, Óscar Puente, comandó la ceremonia de inauguración de este proyecto ambientalmente amigable en la Plaza Mayor, en el marco de la celebración del World Padel Tour que se desarrolla allí. 

Según señaló el jefe edilicio, la idea es que los vallisoletanos participen de esta iniciativa, la que puede jugar un rol importante para “difundir la concienciación respecto a la utilización de las energías limpias y renovables”. Para que esa participación sea masiva, nada como ubicar el molino eólico en la Plaza Mayor. Un lugar que, en palabras del Alcalde, “concentra mucha gente” y que hay que “aprovechar al máximo”, según publica el sitio español Ciclosfera.com. 

PUB / DIG