Durante su intervención en la cumbre de la Celac que se realiza en Quito, la capital de Ecuador, el presidente boliviano Evo Morales puso especial énfasis en que Latinoamérica y el Caribe deben ser "liberados del sistema neoliberal".

Morales expuso que la razón para tener una Celac era tener "un continente sin Estados Unidos, liberado de Estados Unidos" con un continente liberado de "la dominación imperial".

El jefe de Estado expuso la situación de Bolivia donde nacionalizar los bienes naturales, en sus 10 años de mandato, ha logrado reducir la pobreza de 38% en el 2006, a 17% el 2014 y logrando reducir en un 4% la deserción escolar.

Además, indicó que el camino de liberar a "el continente de todos quienes han intentado colonizarlos" es a través de la paz que se logrará acompañada de "justicia social, con soberanía, igualdad e identidad"

"Ya no pueden gobernar banqueros o empresarios de transnacionales, y menos seguir financiando campañas políticas a través de empresas", finalizó el presidente boliviano quién intervino por más de los minutos asignados.

PUB/CM