Por primera vez desde que se encuentra detenida, la ex del Presidente Evo Morales, Gabriela Zapata,se refirió al caso de paternidad que le acusa al Mandatario, al que se refiere como "el padre de mi hijo".

En entrevista exclusiva con Canal 13, la empresaria -detenida por enriquecimiento ilícito- manifestó: "no puedo creer que alguien pueda tener así a la madre de sus hijos".

Además aseguró que fue obligada a mentir por el ministro de la presidencia de Bolivia, Juan Ramón Quintana con el objetivo de que el presidente altiplánico no resultara perjudicado. "Él es el que montó todo esto y que ha inventado todo, porque yo decidí contar la verdad después que ellos me obligaron a mentir. Y cuando vi que esa mentira era para perjudicarme, no acepté. Evo se está dejando llevar", declaró Zapata. Consultada sobre la mentira a la que se refiere, Zapata contestó: "Decir que el niño había nacido y muerto, para no perjudicar al Presidente".

El caso de Zapata y Evo Morales saltó a la luz pública en febrero, antes del referéndum que buscaba autorizar una nueva reelección del mandatario. Ahí se reveló la relación entre ambos, de la cual habría nacido un hijo. El presidente reconoció la relación, pero aseguró que el bebé murió. Zapata ha mantenido que su hijo, Ernesto Fidel, nacido el 30 de abril de 2007, está vivo y aseguró a Canal 13 que Morales lo conoció cuando tenía dos años.

Evo Morales se sometió esta semana a una prueba de ADN, aunque la mujer declinó participar del examen y presentar al niño para el trámite. "No puedo creer que alguien pueda tener así a la madre de sus hijos", declaró sobre su situación actual, agregando sobre su decisión de no presentarse al examen de ADN: "No estaban las condiciones para que presentáramos al niño. Tenían todo cerrado los accesos y no daban la seguridad para que mi hijo no fuera expuesto. Además, la jueza indicaba en el escrito que deberíamos presentarnos los tres, y a mí me entraron después que se retiró el padre de mi hijo", haciendo referencia a Evo Morales.

 

 

PUB/IAM