Los expresidentes bolivianos Carlos Mesa (2003-2005) y Jorge Quiroga (2001-2002) lamentaron el secuestro y asesinato del viceministro de Régimen Interior, Rodolfo Illanes, por parte de mineros que protestan contra el Gobierno.

"Un acto de barbarie incalificable. Una autoridad secuestrada y asesinada. La vida es sagrada", escribió Mesa en Twitter.

También expresó su solidaridad con la familia de Illanes y en otro mensaje por esa misma red social sostuvo que "en momentos de enfrentamiento se debe recordar desde el Estado que el valor de la vida de nuestros compatriotas es el más importante".

El expresidente Jorge Quiroga (2001-2002) señaló también en Twitter que esta semana fue trágica en Bolivia y pidió a Dios consuelo para la familia de fallecido.

En la misma red social, otro dirigente opositor, el empresario Samuel Doria Medina, defendió que "toda vida es sagrada" y expresó sus condolencias a la familia de Illanes.

El ministro boliviano de Gobierno (Interior), Carlos Romero, confirmó la noche del jueves que Illanes fue "cobarde y brutalmente asesinado" cuando estaba secuestrado por mineros en la localidad de Panduro, a unos 180 kilómetros de La Paz.

"Estamos desarrollando las diligencias necesarias para que nos entreguen el cuerpo inerte del doctor Illanes. Tenemos un profundo dolor y nos solidarizamos con el dolor de la familia", dijo Romero en una declaración a los medios en el Palacio de Gobierno.

PUB/NL