El premio Nobel de Química fue atribuido a los investigadores francés Jean-Pierre Sauvage, británico Fraser Stoddart y holandés Bernard Feringa, por desarrollar máquinas moleculares, las más pequeñas del mundo, anunció el miércoles el jurado.

"Las máquinas moleculares serán muy probablemente utilizadas en el desarrollo de objetos como los nuevos materiales, los sensores y los sistemas de almacenamiento de energía", explicó el jurado Nobel.

PUB/NL