"Le decimos a Nicolás Maduro: no esperemos la ley de amnistía, no esperemos que los dos tercios de la Asamblea Nacional apliquen la ley de amnistía. ¡Libérenlos ya! Queremos una Navidad con nuestra familias unidas", expresó Tintori, quien vestía una camiseta blanca con la fotografía de su esposo estampada.

Acompañada por familiares de otros políticos, estudiantes y activistas encarcelados, la esposa de López protagonizó la protesta en la Plaza Brión del este de Caracas, en cuyo centro, ante la mirada curiosa de los transeúntes, instalaron una celda blanca de 3x2 m, y contra la pared de fondo colocaron varias fotos de los presos.

"Esta es la celda donde están 75 presos políticos, una celda donde no tienen que estar porque son inocentes (...). Sentimos que Venezuela tiene que cambiar, todos nosotros hemos hecho un esfuerzo para no caer en odio, en rencor", manifestó Tintori.

A escasos metros de allí, en febrero de 2014, López se entregó a las autoridades, y en septiembre fue condenado a casi 14 años de cárcel acusado de llamar a la violencia en las protestas antigubernamentales que dejaron 43 muertos entre febrero y mayo de ese año.

La aprobación de una amnistía para políticos venezolanos presos es el primer acto legislativo en la agenda de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), que logró la mayoría calificada de dos tercios del Parlamento en las elecciones legislativas del pasado 6 de diciembre, rompiendo una hegemonía oficialista de 16 años.

No obstante, Maduro dijo la semana pasada que no aceptará "ninguna ley de amnistía". "Me podrán enviar mil leyes pero los asesinos de un pueblo tienen que ser juzgados y tienen que pagar", sentenció el mandatario.

La diputada electa Delsa Solórzano, a cargo del proyecto, rechazó la advertencia de Maduro y aseguró a la AFP que la ley será aprobada sin importar lo que diga el gobernante, en las primeras sesiones del Parlamento que se instala el 5 de enero.

Otro de los encarcelados es el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, detenido el pasado 19 de febrero y cuya primera audiencia debía tener lugar un mes y medio después, pero ha sido postergada con distintos argumentos que la defensa considera una maniobra deliberada para retrasar el proceso.

Ledezma, acusado de conspiración, está bajo arresto domiciliario desde el 1° de mayo por motivos de salud, tras ser operado de una hernia inguinal.

 

PUB/IAM