Joanna Birriel era una joven argentina de 24 años, oriunda de Misiones, quien el lunes encontró un trágico fin en la cárcel de máxima seguridad de Guatemala.

Birriel había viajado en 2011 al país centroamericano, donde se había dedicado principalmente al modelaje. Tras un par de años, la joven regresó a Argentina. Parecía que retornaba para asentarse, pero Birriel volvió a Guatemala.

Según el diario Clarín, cercanos a la joven aseguraron que buscaba trabajo como modelo. Hasta ahí, todo era normal, pero el lunes estalló una revuelta en la cárcel de mayor seguridad de Guatemala, Granja Penal Pavón. Dos bandos se enfrentaron y el saldo fueron 13 muertos, entre ellos, Birriel.

El gobierno guatemalteco afirmó que los hechos respondieron a una pelea entre dos bandos, en que el grupo del narcotraficante Marvín Montiel Marín, apodado “El Tanque”, atacó a Byron Lima, conocido como el “Rey de las cárceles”, y a sus cercanos.

La facción de Montiel acabó con la vida del grupo de Lima, un ex capitán de ejército condenado por el crimen del obispo católico Juan Gerardi Conedera, en 1998.

“El Tanque” cumple una pena de 820 años tras matar a 16 turistas.

Según explicaron las autoridades, la modelo argentina, la única mujer entre las víctimas, sostenía una reunión con Lima al momento del ataque. 

El hermano del llamado “Rey de las cárceles” afirmó que Birriel mantenía una relación laboral con Lima, a quien asesoraba en proyecto ambientales, pues era técnica en gestión ambiental.

 

PUB/AOS