Diputados opositores en Argentina se separaron de la coalición kirchnerista Frente para la Victoria (FPV), dejando al bloque oficialista del presidente Mauricio Macri como la primera fuerza política en la Cámara legislativa, informó la bancada disidente este jueves.

Con esta división, el izquierdista FPV pierde terreno y se ubica como segunda fuerza política, detrás de la coalición Cambiemos (centroderecha) que llevo al poder a Macri, con una mayoría relativa de 90 diputados de un total de 257.

El nuevo grupo parlamentario fue bautizado Bloque Justicialista (peronista) y contará con 14 diputados, pero seguirá siendo parte de la oposición al gobierno de Macri, quien asumió el poder el 10 de diciembre pasado.

"Hemos tomado la decisión de constituir el Bloque Justicialista. (...) Es nuestro deber llevar adelante una oposición responsable", anuncia la bancada en un comunicado.

"Seguiremos defendiendo los logros de la etapa que pasó, ello es parte de nuestro compromiso con todos los argentinos, dicen los diputados disidentes. Pero también es sumamente necesario reconocer errores, corregirlos y avanzar", agregó.

Después de su elección en noviembre, Macri busca constituir alianzas en el parlamento, al no tener control de ambas cámaras.

Los senadores del Frente para la Victoria, fuerza política en el poder de 2003 a 2015, tienen una mayoría absoluta en el senado con mas de 40 de 72 escaños.

Después del receso durante el verano austral, el Congreso volverá a sesionar a principio de marzo.

Los partidarios de la expresidenta Cristina Kirchner buscan conservar su influencia en el movimiento peronista, que actualmente vive una agitada campaña interna previa a la elección en mayo de un nuevo líder del Partido Justicialista (PJ), columna vertebral del peronismo.

PUB/FHA