Aparte de los cinco agentes muertos, hay otros siete policías y dos civiles que resultaron heridos, en lo que se considera ya la peor matanza de policías registrada en Estados Unidos desde los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001.

>Detenidos y abatidos

Las autoridades han dado cuenta de la detención de 3 sospechosos, uno de ellos una mujer, mientras que otro se atrincheró en un estacionamiento de varias plantas, desde donde intercambió disparos con la policía y aseguró haber colocado bombas. Finalmente, el atacante murió en una situación aún confusa.

El jefe de la policía de Dallas, David Brown, aseguró que dos de los atacantes se habían apostado en posiciones elevadas como si se tratasen de "francotiradores" y que llevaron sus ataque "a modo de emboscada".

El hombre que fue abatido por la policía  aseguró que no estaba afiliado a ningún grupo y quería matar a policías blancos, anunció este viernes el jefe policial de Dallas, David Brown.

“El sospechoso dijo que estaba enojado por “Black Lives Matter”. Dijo que estaba molesto por los recientes disparos de la policía, molesto con los blancos. Aseguró que quería matar a blancos, en especial a policía blancos”, informó en conferencia de prensa el jefe de policía David Brown.

El principal sospechoso fue identificado como Micah Johnson, de 25 años, residente en el estado de Texas, informaron medios estadounidenses este viernes.

Johnson vivía en Mesquite, un suburbio de Dallas , de acuerdo con las redes CBS News y NBC, aunque por el momento no se conocen otros detalles de su vida particular.

Brown formuló también un dramático llamado a la unidad, afirmando que "esto tiene que terminar, esta división entre nuestra policía y nuestros ciudadanos". Los tiroteos de la noche del jueves dejaron un saldo de cinco agentes muertos y otros siete heridos. También resultaron heridos dos civiles.

>BBC Mundo publica una cronología de los hechos

El hecho tuvo lugar en el centro de Dallas, entre Main Street y la calle St. Lamar, a escasos 500 metros de donde asesinaron al presidente de John Fitzgerald Kennedy  en noviembre de 1963.

  • 01:45 GMT (20:45 en Dallas): se producen disparos durante las protestas por las dos recientes muertes de dos personas negras por la acción de agentes. Las imágenes de televisión muestran a los manifestantes corriendo.
  •    03:45 GMT: el jefe de la policía de Dallas dice que al parecer francotiradores abrieron fuego contra los agentes que acompañaban la manifestación, causando la muerte de cuatro policías. Otros siete agentes son trasladados al hospital en estado crítico.
  • 05:30 GMT: la policía dice que está interrogando a dos ocupantes de un vehículo después de que un agente viera a uno de ellos lanzar una bolsa camuflada hacia la parte trasera de su Mercedes.
  • 05:50 GMT: la policía negocia en un aparcamiento en el centro de la ciudad con un sospechoso con el que estuvo intercambiando disparos. El jefe de policía dice que hay tres personas detenidas. Una es una mujer y los otros dos son los ocupantes del Mercedes.
  •   06:15 GMT: un posible sospechoso se entrega a la policía, luego de que la policía divulgara una fotografía en la que se le ve en la manifestación vestido con una camiseta militar y portando un arma de largo alcance.
  • 07:10 GMT: la policía dice que un quinto agente ha muerto. Otros seis están heridos.
  • 08:00 GMT: medios de Estados Unidos afirman que el sospechoso envuelto en un tiroteo con los agentes en un aparcamiento de Dallas está muerto, aparentemente luego de dispararse a sí mismo.
  • 09:30 GMT: el presidente de EEUU, Barack Obama, condena los ataque durante una conferencia de prensa en una cumbre de la Otan en Varsovia, Polonia. Describe los hechos como un "ataque calculado, despreciable y mezquino sobre los agentes de la ley".

>Francotiradores

Expertos militares consideran que los atacantes tenían formación de combate. Un antiguo oficial de la Marina de EEUU, Malcolm Nance, ha identificado tácticas profesionales de disparo en movimiento:  los tiradores se habrían deslizado sobre la azotea de los edificios con el arma en alto, cubriendo los ángulos y manteniendo la calma urante el intercambio de disparos. Thomas Gibbons-Neff, un marine y experto militar que colabora con The Washington Post, también aprecia un comportamiento profesional: una “emboscada cercana” a menos 22 metros desde una posición de superioridad.

Los testigos afirmaron haber visto cómo varios francotiradores que apuntaban desde lugares elevados contra agentes de policía cuando la protesta se acercaba a su fin

Testigos dijeron haber escuchado decenas de disparos que sonaban como los de los rifles semi-automáticos. "Los disparos provenían del techo", dijo un manifestante al canal KTVT.

Testigos subieron a internet dramáticos videos y audios sobre la situación, en los que su ven y escuchan las ráfagas de tiros y las sirenas policiales.

Ismael DeJesus fue uno de los testigos que filmó un video, mientras se escondió en el Crown Plaza Hotel durante el tiroteo.

Según relató a CNN, que emitió las imágenes, un hombre "junto a una columna disparaba hacia la izquierda, hacia la derecha, al otro lado de la columna, sabes, disparando contra alguien".

"Luego se da vuelta" para "asegurarse que no venía nadie, pero un agente vino por el lado derecho (...) y el oficial intenta tomarlo pero la cosa no termina bien. Termina trágicamente", agregó DeJesus. "Pareció una ejecución, honestamente. Se paró sobre él después de que ya estaba caído. Le disparó tal vez tres o cuatro veces en la espalda".

PUB/IAM