En Brasil se legalizó mediante la vía judicial el matrimonio homosexual, sumándose así a Argentina y Uruguay en la región. Pero ¿qué pasa con el resto de los países de la región?

Colombia
El pasado 24 de abril se hundió en el senado la iniciativa que buscaba legalizar el matrimonio igualitario en el país. Si bien con esto las parejas del mismo sexo no podrán casarse, a partir del 21 de junio podrán acercarse a una notaría para formalizar una unión marital. Con este contrato, dichas parejas no podrán adoptar, pero sí ratificar derechos como la herencia y la cobertura de salud.

Perú
El denominado Plan Nacional de Derechos Humanos (2012 - 2016) pudo haber contemplado la reinvindicación sobre la unión homosexual en Perú. Sin embargo, la recientemente nombrada canciller, Eva Rivas, antes ministra de Justicia, no incluyó las propuestas de los distintos movimientos pro derechos homosexuales. Actualmente, no hay propuestas o proyectos de ley a debatirse en el congreso peruano.

México
Si bien en el 2009 la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (DF) de México aprobó la ley que ‘permite los matrimonios homosexuales’, este tipo de uniones sólo son posibles en el DF y en el estado Quintana Roo. Pero en el resto de los estados del país, donde el catolicismo es muy fuerte, no es posible que dos personas del mismo sexo contraigan este vínculo.

Ecuador
En esta nación sudamericana están vigentes las uniones de hecho desde 2009 entre dos personas  del mismo sexo, libres -eso sí- de un vínculo matrimonial. Esta figura jurídica fue creada en Ecuador con la intención de proteger a las familias constituidas sin haberse casado, pero para ello deben demostrar  haber vivido por lo menos dos años juntos. Y es que el matrimonio homosexual como tal está prohibido constitucionalmente en este país.

Guatemala
Aunque en el país centromericano la homosexualidad es legal, como en la mayoría de los países de la región, el matrimonio entre personas del mismo sexo o el reconocimiento de las uniones de este tipo no son legales. Hoy en Guatemala no existe una iniciativa de ley vigente ni se ha presentado alguna ante el congreso de la república.

Venezuela
En este país no hay por ahora alguna iniciativa o proyecto parlamentario  que  busque reconocer las uniones para las parejas del mismo sexo, ya sea el matrimonio homosexual o la unión civil. Así, la constitución venezolana reconoce solamente como válido el matrimonio entre un hombre y una mujer. Esto mientras sus vecinos sí han debatido al respecto.