Es así cómo, junto a dos veterinarias muy preocupadas por el bienestar animal, decidieron crear la empresa “Saresá” , cuyo objetivo es poder entregarle a la gente que tiene perros un servicio integral para el bienestar de la mascota y del dueño.  La idea es resolver todas las necesidades que pueda tener una persona frente a su peludo de cuatro patas, explica Alejandra, prestando servicio de guardería, que es algo super innovador en Chile, como un jardín infantil pero para perros; hotelería: para tener donde dejar a la mascota cuando uno viaja; entrenamiento profesional de perros, para mascotas con problemas como la ansiedad por separación y además hacen terapia asistida con animales para niños, apoyando a los terapeutas a lograr sus objetivos a través de perros entrenados para la labor. “Cada patita de Saresá para mi es un aporte al mundo”, exclama.

En definitiva,  la empresa nace como resultado de la necesidad de reconectar a las personas con los animales, “que es lo más bonito que tenemos y que yo siento que con el tiempo hemos ido perdiendo”. En esa línea, conversamos con Alejandra sobre el estado de esta materia en Chile.

1. ¿Que te parecen las leyes de protección animal en Chile hoy en día?

En Chile hay una ley de protección animal que trata más o menos de resguardar la calidad de vida de los animales, desde el ámbito del transporte de ganado por ejemplo,  el trabajo con animales en laboratorios, hasta las mascotas en las casas.  Para mi es algo que está en pañales, porque si bien es una ley de protección, el mayor problema reside en que es imposible llevarla a cabo. Esta ley dice que el animal es un ser sintiente, que eso ya es un paso súper importante, sin embargo, está por debajo del código civil de este país, donde dice que el animal es un bien mueble: esta contradicción, hace que finalmente esta pequeña intención de proteger a nuestros animales no tenga una forma concreta de ser cumplida. Para mi gusto  una falta de compromiso de país, que unido a la desinformación de la gente, finalmente deja todo en nada.

2.La problemática de la cantidad de perros que hay en la calle en Chile, ¿ por qué  se ven  tantos?

Se ve mucho perro abandonado, y eso es una realidad, pero  si uno lo lleva a los números,  estadísticamente no estamos sobrepoblados de perros abandonados.  Siete de cada 10 perros que están en la calle en la Región Metropolitana tienen dueño que permite que estén en la calle, que es muy distinto.  En el fondo responde a la tendencia que reza: “mi perro se pasea solo”, perros que salen  a la calle todo el día y que vuelven a su casa, o no.  Es un problema de idiosincracia, y de falta de cultura de tenencia responsable de mascotas porque ese perro que no está esterilizado o castrado, si eventualmente tiene una cruza con otra perra genera más perros callejeros y así suma y sigue en un círculo vicioso eterno.  El tema de la esterilización es algo que ha ido avanzando en el país, la gente lo tiene interiorizado pero de una forma muy personal, no es una conciencia de país. Al menos en Chile  ya todo el mundo sabe lo que es la castración y la esterilización, es un gran avance y es super positivo.Ahora, la opción de hacerlo o no, está en el fondo en manos de cada uno.

Aparte no hay una regulación, ni ningún ente que fiscalice este tema, porque si tu tienes un problema en la casa con tu perro, lo puedes tomar y dejar al borde del río y nadie va a hacer nada contigo. Otro de los puntos que explica esa gran cantidad de perros es la falta de control  de los criaderos, hay mucho criadero clandestino, cualquier persona puede tener la potestad de reproducir a su perro.

La tercera patita de por qué tanto perro callejero responde finalmente a un tema de educación. En este país no hay educación de tenencia responsable, no hay un plan detrás. Bajo mi punto de vista, los niños son el futuro y el foco debe estar puesto en ellos.

3. ¿Por qué crees que a la gente le cuesta adoptar perros y prefiere comprar de raza?

Mis amigos cuando me dicen: -oye me quiero comprar un perro,  yo siempre les digo:- ¿por qué te quieres comprar un perro?,- porque me gusta esta raza, porque lo encuentro bonito, porque lo quiero elegir y yo les digo: -¿tu elegiste a tus hijos?, - no, -Tu elegiste tenerlos, ¿no? -Sí,  -¿y los ibas a querer bajo cualquier condición porque a ti  nadie te aseguró que iba a ser moreno de ojos café, o rubio de ojos verdes, lo que viniera tu lo ibas a querer sí o sí , ¿por qué al perro lo tienes que elegir?,  Porque el perro “champion” es exactamente igual que un perro que lleva cinco años sufriendo en la calle, o en alguna fundación.

La gente  en general sigue prefiriendo el perro de raza, “el más bonito”, “es que dicen que este es súper inteligente”, “es que este me asegura esto, es que me asegura lo otro”,   lo más increíble es que así todo, cuando se compra un perro, no se preocupa de investigar y entender qué raza está comprando y ahí empieza el círculo vicioso, porque se compran perros por bonito, o porque le dijeron que era un buen perro,  pero finalmente  no es un perro que cuadra  con su estilo de vida  y como no cuadra con su estilo de vida, el perro pasa a ser un problema, y como no piden ayuda porque no saben que existe, el perro termina en la calle.

El mayor abandono de perros en Chile son de perros domésticos,  porque tienen  problemas conductuales que la gente no sabe cómo modificar, por eso te digo que con Saresá  sentimos que aportamos un granito de arena ahí , entregando esa información que es tan  carente, para que la gente sepa que el perro sí puede modificar su conducta, sí puede ser un buen perro.

4. ¿Hay realmente en Chile una cultura de tenencia responsable de mascotas?

No se puede generalizar, hay mucha gente que se preocupa de sus perros de la misma manera que se preocupan por sus hijos,  pero si hablamos  del paraguas general, hay un problema de gobierno, no hay educación de tenencia responsable de mascotas, hay algunos  municipios que están haciendo el intento y hacen planes de esterilización, que yo los aplaudo, es el primer paso para que algún día Chile no tenga  perros callejeros.


Hay en otros países, que es lo que yo creo que falta en Chile, que las exigencias para poder tener una mascota son tan altas, que es el primer filtro para que alguien decida tener un perro, no cualquier persona pude tenerlo, ya sea para comprarlo o adoptarlo, tienen las mismas exigencias.

Pero falta mucho, desde la misma percepción del individuo frente a un animal hasta la misma definición  de un país, porque yo he tenido varias discusiones con  gente que no tiene mucha relación con los animales, y todos  me dicen: “¿cómo quieres que se preocupen de una ley animal, si es que hay niños que no tiene que comer , si hay viejitos en las calles?.- pero que existan  los otros problemas no significa que este problema puntual no sea  parte de las prioridades de este país porque al ser parte de las prioridades  nos hace un país más entero, nos hace un país  más humano. En esta tema estamos recién en el primer peldaño de una escalera muy larga para poder ser una sociedad  que tenga conciencia animal.

5. ¿Cómo te imaginas Chile en esta materia en 16 años más?

Mi sueño en la vida es que le podamos poner a toda la gente un chip para que quiera a los animales, tal como quieren a las personas, que no haya duda de eso.  Mi sueño es salir a la calle y no ver nunca más a un animal sufriendo . Mi sueño es que de aquí a 16 años más seamos un país tan evolucionado que tengamos el control y seamos capaces de entregarles a nuestros animales lo que se merecen porque ellos dan sin recibir nada a cambio.  Mi sueño es que cada uno de los animales que hay en este país, tenga un amo que los quiera, un humano que se haga cargo como se lo merece.

Ese es mi sueño, ahora, en la realidad,  si bien  hace 16 años atrás también las cosas eran distintas, hay que reconocer que hemos avanzado harto. Me imagino que de aquí a 16 años, también vamos a  haber pegado un salto importante,  pero no sé si se cumpla mi sueño de aquí a 16 años, espero estar viva o que al menos, la generación que está ahora tenga la suerte de entender y de vivir un país con los animales siendo parte de la familia, ese es mi sueño.

PUB/IAM