Un supuesto meteorito que mató a un hombre en el sur de la India el pasado sábado ha creado desavenencias entre científicos locales encargados de la investigación del origen del objeto, que aseguran que el material dio positivo como aerolito, y la propia Nasa, que lo rechaza.

Hace una semana, un conductor falleció en una facultad del estado de Namil Nadu debido a lo que la jefa del Gobierno regional, Jayalalithaa Jayaram, describió entonces como la "caída de un meteorito", que también causó tres heridos y desató un torrente de especulaciones por parte de expertos en la materia.

El hecho llevó a científicos del Instituto Indio de Astrofísica (IIA, por sus siglas en inglés) a desplazarse al lugar, mientras que un equipo de la Universidad Nacional de Trichy, en Tamil Nadu, se puso a analizar muestras del objeto en sus laboratorios.

Hasta la Nasa se pronunció al otro lado del planeta sobre el misterioso incidente, aunque para restar credibilidad a la teoría de que se trataba efectivamente de un meteorito.

La Universidad de Trichy aseguró hoy que sus análisis prueban la mano de un aerolito en el homicidio.

"Confirmamos que el material analizado estaba meteorizado", indicó a Efe el director del centro, K. Anbarasu, quien detalló que las muestras fueron examinadas con un microscopio electrónico de barrido.

Si bien este material "negro" todavía debe ser sometido a pruebas "químicas", la fuente manifestó que "muy probablemente" el resultado se mantendrá invariable.

La declaración de la Universidad de Trichy choca con el punto de vista de la Nasa, que había indicado anteriormente al diario estadounidense The New York Times que, a partir de las fotografías del incidente difundidas en internet, no parecía que hubiese sido causado por un objeto caído del cielo sino por una "explosión terrestre".

Según el experto de defensa planetaria en la Nasa Lindley Johnson, los decesos por impactos de meteoritos son excepcionales y nunca se ha podido probar científicamente ningún caso de este tipo.

Preguntado por esta conclusión, el director de la Universidad Nacional aseveró que la trayectoria del meteorito ha sido fotografiada por diversas fuentes, por lo que existen "pruebas" de que el objeto provenía del espacio.

La decana del IIA, G.C. Anupama, indicó días atrás a Efe que llevará "algún tiempo" esclarecer el origen del objeto en cuestión, aunque apuntó que no había constancia de que se hubiese producido "ninguna lluvia de meteoritos".

El Gobierno de Tamil Nadu anunció una compensación de unos 1.470 dólares para la familia del fallecido en el misterioso incidente y de 370 dólares para cada uno de los tres damnificados.

PUB/IAM