La ocupación durante tres semana de un parque en Oregon por militantes armados culminó el martes tras un operativo policial que incluyó intercambio de disparoscon saldo de un muerto, un herido y siete detenidos.

"El martes a las 16H25 (00H25 GMT) la policía federal y la policía del estado de Oregon lanzaron un operativo para apresar a ciertos individuos vinculados a la ocupación armada" del parque Malheur National Wildlife Refuge, indicó un comunicado de la policía local y federal.

"Hubo disparos" y "un individuo que estaba sujeto a causa probable de arresto resultó muerto", dice el texto, sin revelar la identidad.

Otra persona resultó herida, fue llevado brevemente a un hospital local, y ahora se encuentra bajo arresto.

El líder del movimiento, Ammon Bundy, de 40 años y originario del vecino estado de Idaho, figura entre los detenidos, al igual que su hermano Ryan.

Ambos son hijos de Cliven Bundy, un célebre militante antigubernamental, quien en 2014 protagonizó una protesta similar con las autoridades en Nevada.

Casi dos horas más tarde del incidente de este martes, Peter Santilli, quien se presentó como un periodista independiente de 50 años, difundió imágenes en YouTube, fue arrestado "sin incidentes" en Burns, el poblado más cercano al parque Malheur, precisó la policía.

- ¿Quién disparó primero? -

La cadena CNN, que cita una fuente policial anónima, indicó que el incidente se produjo cuando agentes policiales detuvieron a dos vehículos que transportaban manifestantes en un control rutero.

Los manifestantes acataron y se rindieron, menos dos de ellos: Ryan Bundy y LaVoy Finicum.

De acuerdo con CNN, no está claro si el primer tiro provino de la policía o los militantes. Ryan Bundy habría resultado herido y LaVoy Finicum muerto.

El parque Malheur National Wildlife Refuge fue ocupado por el grupo militante armado el 2 de enero tras una manifestación en apoyo a Dwight Hammond Jr., de 73 años, y su hijo Steven, de 46, condenados a cinco años por provocar varios incendios en 2001 y 2006 en terrenos del parque que podían usar para su ganado.

El movimiento antigubernamental liderado por Ammon Bundy, que incluiría a una decena de personas entre ganaderos y ex militares, reclama que tierras federales como las del parque Malheur sean "entregadas al pueblo".

Asimismo, alega que las nuevas leyes para proteger el ecosistema entorpecen su profesión, y defiende tener un derecho inalienable para que sus animales pasten los terrenos del estado.

La prolongada ocupación del parque había generado frustración entre las autoridades de Oregon, que reclamaban una intervención policial para poner fin a la ocupación del parque.

"Ya va siendo hora de poner fin a esta locura", había señalado el viernes en un comunicado el juez del condado de Harney, Steve Grasty.

En tanto, la gobernadora de Oregon, Kate Brown, había enviado el miércoles pasado una carta en la que expresaba su descontento a la secretaria de Justicia, Loretta Lynch, y al director del FBI, James Comey.

En la misiva denunció la presencia de "criminales armados que intimidan a los vecinos del condado de Harney (...) y buscan la confrontación".

La policía tanto local como federal apostó por un agotamiento de los ocupantes, pero los Bundy y sus acólitos no dieron señales de querer abandonar pacíficamente el parque.

La asociación de ganaderos de Oregon y representantes de tribus amerindias locales fustigaron los métodos radicales de los ocupantes del parque, que ahora permanecerá cerrado.

 

PUB/IAM