Un padre francés, de 43 años, está detenido por haber presuntamente estrangulado hasta la muerte a su hijo, de 23, porque no soportaba que pasara tanto tiempo jugando en el computador, informó hoy la cadena de televisión "France 3".

El suceso tuvo lugar la noche del lunes en la pequeña localidad de Luc-sur-Orbieu, en el sur de Francia, tras una violenta disputa entre padre e hijo, agregó la misma fuente.

Según los primeros elementos de la investigación, el padre no tenía intención de acabar con la vida de su hijo, indicó el diario "Le Dépêche du Midi". La fiscalía de la cercana Narbona, a cargo de la investigación, no ha facilitado más información por el momento.