Se llama Malik Obama y es medio hermano del presidente estadounidense. Además, ya se le conoce como un familiar incómodo en la Casa Blanca.