Siete migrantes murieron y un centenar están desaparecidos tras un nuevo naufragio de un bote neumático frente a las costas de Libia, anunció este jueves Médicos Sin Fronteras, que rescató con su barco Bourbon Argos a 27 supervivientes.

"Los 27 hombres que están a bordo del Argos se encontraban en un bote con 130 personas. Son los únicos supervivientes. Esta tragedia es insoportable", escribió MSF en Twitter, explicando que también llevó a bordo los cadáveres de siete víctimas.

El lunes y el martes dos naufragios similares en la misma zona dejaron 11 muertos y 230 desaparecidos.

Desde el sábado 3.200 personas han sido rescatadas en la zona, según un recuento de los guardacostas italianos, que coordinan las operaciones.

Esta cifra representa el equivalente del total registrado en todo el mes de noviembre del año pasado y confirma, tras un mes de octubre récord, el elevado ritmo de salidas a pesar de las malas condiciones de navegación.

Los traficantes suelen llevar a entre 120 y 140 personas, a veces más, en cada bote neumático, que muchas veces se inunda con el oleaje y puede desinflarse o hundirse muy rápidamente.

"De nuevo las condiciones en el mar son muy malas", dijo el jueves en Twitter la oenegé Rainbow for Africa, que da apoyo médico a bordo del Iuventa, un barco de rescate de la oenegé alemana Jugend Rettet.

PUB/FHA