Creadores de efectos especiales para los filmes Avatar y El planeta de los simios dieron vida a una niña en 3D llamada Sofía, fundiendo en uno solo los rostros de cientos de niños víctimas de conflictos olvidados.

Los estudios PixelGrinder crearon a Sofía a partir de 500 fotografías de niños tomadas en Sudán del Sur, Burundi, Ucrania, Yemen y otros países en conflicto.

Con este proyecto, Unicef ha querido "dar un rostro a todos los niños invisibles", declaró Andreas Ericsson, portavoz de la organización de Naciones Unidas en Suecia. "Queríamos también dar voz a esta emergencia silenciosa", indicó a la AFP.

En un video presentado esta semana en Estocolmo, Sofía (el nombre femenino más corriente del mundo, según Unicef) atestigua la violencia y el exilio al que son sometidos 250 millones de niños en todo el mundo.

"Me llamo Sofía, tengo diez años, tuve que huir cuando hombres armados entraron en nuestra casa. Me llamo Sofía, tengo siete años, estoy en una lancha neumática, hace frío, el agua me llega hasta las rodillas. Me llamo Sofía, tengo cinco años y quisiera volver a la escuela".

"Sofía encarna a todos los huérfanos, todos los niños que dejaron de crecer por culpa de la malnutrición y a todos los niños que tuvieron que dejar sus casas para estar seguros", destacó Andreas Ericsson.

La campaña de Unicef, agencia de la ONU encargada de la protección de la infancia, está destinada a captar donaciones para apadrinar niños.

 

PUB/IAM