Aún continúa internado en la Clínica del Maule, en la ciudad de Talca, el diputado UDI Celso Morales, quien el pasado lunes sufrió un infarto al miocardio cuando se encontraba en trabajo distrital en la comuna de Molina. 

El parlamentario, tras sentirse mal, se dirigió por sus propios medios al Hospital de Curicó, donde se le diagnosticó el infarto. De allí le trasladaron hasta el Hospital de Talca, lugar en que le practicaron un estudio hemodinámico para luego estabilizarlo.

Ya en la noche del mismo lunes fue devuelto al recinto médico de Curicó, donde permaneció hasta las 17.00 horas de ayer, pues su familia decidió llevarlo hasta la Clínica del Maule, en Talca, para que continuara con su recuperación. 

Y ahora es ahí donde permanece, con un pronóstico favorable. 

PUB/JLM