Mira la reacción de la pequeña Sammie Hicks, de 10 años, cuando pudo oir por primera vez en su vida