Ante la situación crítica que están viviendo los ciudadanos venezolanos por la crisis económica y la escasez de alimentos, medicamentos y servicios en el país, celebridades de la talla de Marc Anthony y Alejandro Sanz se unieron a una colecta internacional para ayudar a los más pequeños

“En Venezuela cuesta mucho conseguir fórmula, y los hospitales ya no cuentan con los insumos necesarios para alimentar a los niños que por alguna razón no pueden ser amamantados.” Se lee en la página de internet de la organización “Comparte Una Vida” .

La fundación venezolana organizó una campaña para que, quienes puedan, donen insumos para lo niños de Venezuela. El producto que más se necesita es formula para bebés y medicamentos para que los hospitales puedan atender sus necesidades de salud.

Hace apenas unas semanas, la historia de Óliver Sánchez, el pequeño de ocho años de edad que falleció en Venezuela víctima del cáncer y cuyos familiares no pudieron conseguir las medicinas necesarias para su tratamiento, dio la vuelta al mundo.

El caso del pequeño Óliver no es el único. Miles de niños en el país latinoamericano estarían enfrentando el mismo destino si el gobierno no logra levantar la economía nacional.

Por casos como el de ese menor es que se lanzó la iniciativa desde la ciudad de Miami, en Estados Unidos, donde compatriotas venezolanos, junto con las personalidades públicas pusieron su granito de arena.

Artistas venezolanos como Patricia Zavala, Shannon De Lima, Erika de la Vega, Camila Canabal, Ana María Simón, Marc Anthony y Alejandro Sanz respondieron rápidamente al llamado

“Gracias a todos por sus donaciones. Es el comienzo! Venezuela estamos con ustedes” fue lo que escribió el exesposo de Jennifer Lopez tras publicar una imagen en sus redes sociales donde muestra la cantidad de insumos que se han logrado recolectar.

Por su parte, la actriz Ana María agradeció a todos los que colaborar con los niños de Venezuela

“Lo que pasó hoy en la actividad organizada por @comparteporunavida superó las expectativas de cualquiera de los involucrados.” Escribió la estrella. Cada vez que llegaba un pote de leche, un tetero o una cobija (NADA estuvo de más) lo único que me imaginaba era la cara de alegría del niño que lo recibiera. De él y de sus familiares exhaustos luego de llevar meses tratando de encontrar cómo darle de comer a ese niño.”

La colecta se está realizando en varios países y en ciudades de Estados Unidos, pueden conocer las fechas y los centros de acopio en la página de internet de “Comparte Por Una Vida” y en sus redes sociales.