Tres planetas del tamaño de la Tierra podrían albergar vida extraterrestre, revelaron astrónomos. Los exoplanetas, descubiertos por un equipo internacional dirigido por científicos de la Universidad de Lieja, Bélgica, se encontraron en órbita alrededor de la estrella enana ultra-fría TRAPPPIST-1 (llamada así por el telescopio robótico trapense que hizo el descubrimiento), que está situada a sólo 40 millones de años luz de la Tierra. Estos planetas tienen tamaños y temperaturas similares a la de la Tierra, por lo que es posible que puedan soportar vida. El líder del proyecto Michaël Gillon, astrónomo de la Universidad de Lieja, Bélgica, explica por qué estamos más cerca de encontrar vida extraterrestre.

¿Por qué has empezado a buscar planetas potencialmente habitables?
- Siempre he estado interesado en la posible existencia de vida en torno a otras estrellas. La respuesta científica a esta pregunta se basa en la detección de entornos extrasolares con las condiciones adecuadas para la vida tal como la conocemos en la Tierra. Y todas las formas de vida en la Tierra dependen críticamente de agua líquida. Así que estamos en busca de exoplanetas que puedan albergar agua líquida en su superficie, como una primera aproximación.

¿Nadie más está buscando vida?
- La misión Kepler de la NASA y varios otros proyectos detectaron algunos de estos planetas "potencialmente habitables". Pero ninguno de ellos está bien adaptado para los estudios atmosféricos detallados necesarios para inferir sus condiciones de la superficie, la posible presencia de agua en estado líquido, y para encontrar rastros químicos en la atmósfera de vida. Eso, por supuesto, es frustrante: detectamos planetas potencialmente habitables, pero no se puede decir si están habitados por una biosfera o si son mundos hostiles estériles.

¿Cómo se encuentran a este tipo de planetas?
- Nuestro método de rastrear planetas se basa en el paso del planeta frente a su estrella, lo que resulta en una disminución de la luminosidad que medimos con nuestro telescopio robótico TRAPPIST, instalado en Chile.

¿Es una cosa difícil de hacer?
- No es tan difícil. La clave es apuntar a la estrella enana ultra-fría más cercana con instrumentos especializados, para controlar uno por uno, y, por supuesto, ser paciente. Nuestra suposición era que en algún momento, una de estas pequeñas estrellas con el tiempo mostraría señales de tránsito. TRAPPIST-1 lo hizo, el invierno pasado. Fueron necesarios cinco años de paciencia antes de detectar algo. Pero, por supuesto, con más telescopios, sería más rápido. Es por esto que ahora estamos instalando nuestro nuevo proyecto denominado  SPECULOOS en Chile, compuesto por cuatro telescopios más grandes que explorarán los 500 cientos enanas ultra-frías del sur más brillantes dentro de los próximos cinco años. También estamos instalando una copia del TRAPPIST en Marruecos para comenzar a extender el proyecto hacia el hemisferio norte.

¿Cuáles son las características de estos tres planetas que han descubierto?
- Son aproximadamente del tamaño de la Tierra. Están por lo tanto mucho más cerca de su estrella de lo que nuestro planeta está al Sol. Pero con una estrella enana ultra-fría que es 2000 veces más débil que el Sol, sus irradiaciones son similares a las de los cuatro planetas terrestres (Mercurio, Venus, Tierra, Marte) del sistema solar, por lo que no son supercalientes.

Todavía no sabemos sus masas, pero la física planetaria nos dice que ellas deberían situarse entre el 50 y el 200 por ciento del de la Tierra. No sé si tienen una atmósfera ni sabemos sus condiciones de la superficie todavía. Para los tres planetas, las hipótesis teóricas hacen posible la existencia de agua líquida en una fracción de sus superficies; es por esto que se presentan como 'potencialmente habitables’.

Lo que es realmente interesante es que los tres son muy adecuados para la caracterización atmosférica detallada con los telescopios actuales y del futuro próximo. Pronto sabremos si tienen una atmósfera y, si es así, vamos a ser capaces de descubrir sus propiedades y composición química, y si demuestran signos de actividad biológica. ¡Viene un momento emocionante por delante!

¿Quieres decir que estamos un paso más cerca de encontrar vida extraterrestre?
- ¡Sí! Por primera vez, tenemos entornos extraterrestres que podrían albergar agua y vida líquida, que se adaptan bien a los estudios detallados, incluyendo la detección de vida.

¿Qué significa este descubrimiento para la humanidad?
- Imaginemos que nuestro estudio revela rastros convincentes de vida. Tal detección para uno de los primeros exoplanetas potencialmente habitables que podemos estudiar en detalle nos dirá algo muy profundo: la vida no puede ser sólo un raro "accidente" cósmico, debe suceder en diferentes partes en el Universo. Ya no veríamos más a las estrellas como luces muertas repartidas en la fría oscuridad de la noche, sino como islas lejanas de vida lentamente a la deriva en el océano del vacío interestelar. Esto alteraría nuestra visión del Universo, pero esto también daría lugar a la inagotable curiosidad que caracteriza a nuestra especie de viajar a estos mundos lejanos y descubrir las formas de vida alienígenas que la evolución biológica ha producido.

¿Estás esperando que el Telescopio James Webb llegue en el 2018?
- ¡Sí! JWST será crucial para nuestra investigación. Su rendimiento nos permitirá sondear a fondo la composición y propiedades atmosféricas de estos planetas, y para entender sus condiciones de superficie y la posible existencia de alguna actividad biológica.