La empresa pidió detener la circulación de los Galaxy Note 7, incluyendo aquellos que eran de repuesto, pues también presentaban fallas