Muchas veces cuando alguien no se encuentra conforme con el tratamiento médico recibido por una patología, acude a alguna “medicina complementaria”, situación que se puede comprobar por el “Estudio sobre conocimiento, utilización y grado de satisfacción de la población chilena en relación a las Medicinas Complementarias Alternativas” realizado por el Minsal en 2012 y que concluyó que un 55% de la población reconoce haber usado una terapia alternativa para tratar un problema de salud.

Por este motivo el mismo Minsal  durante el año pasado realizó el registro voluntario de personas que realizan este tipo de tratamientos y que concluyó que un 43% de los casos se trata de profesionales ligados al área de la salud, tanto con un título técnico como universitario.

Al respecto el doctor y encargado de medicinas alternativas del Minsal, Jaime Sepúlveda, afirmó que si bien esta cifra puede ser engañosa ya que se trata de un registro “voluntario”, el organismo sanitario ante este incremento tiene la intención de reglamentar estas terapias para proteger al paciente ante la presencia de “charlatanes”: “Nos interesa que quienes se dediquen a esto ojalá sean profesionales de la salud. Pero para eso necesitamos primero reglamentar todos estos tratamientos, como ya se hizo con la acupuntura y la homeopatía”, afirmó el profesional, quien agregó que estas dos están regidas por el Código Sanitario y prontamente se les unirá la naturopatía.

En el caso de los tratamientos que sean reconocidos por el Minsal (como sucede con la homeopatía y la acupuntura), quienes quieran impartirlos deberán aprobar un examen de conocimientos y comprobar  con resultados en por lo menos ocho pacientes que su método funciona correctamente, para contar con la respectiva autorización sanitaria para ejercer: “Por esto es necesario que sean profesionales de la salud, que den garantías y credibilidad para los pacientes”, dijo.

Consultado sobre este tema el presidente del Colegio Médico, Enrique Paris, afirmó que es necesario que estas terapias se incorporen al sistema de salud porque son “útiles y necesarias”, petición que ya han hecho en reiteradas ocasiones. Sin embargo, esto debe ser realizado siempre con “bases científicas sólidas”, finalizó.


Terapias más utilizadas

Según señaló el encargado de medicinas complementarias del Minsal, doctor Jaime Sepúlveda las más usadas son las siguientes:


•    Flores de Bach. 
•    Reiki.
•    Acupuntura. 
•    Homeopatía. 
•    Plantas Medicinales.