BBC Mundo

Qué son las puertas Norman, las que hacen que te equivoques cuando quieres entrar o salir

“(El diseño de una puerta) parece muy fácil y simple, sin embargo, casi todo el mundo ha tenido problemas con las puertas”, le dice a BBC Mundo Donald Norman, director del Laboratorio de Diseño de la Universidad de California en San Diego. ¿Te ha pasado a ti?

¿Hay alguna puerta en tu vida diaria que siempre te confunda? ¿Una a la que no sabes si empujar, jalar o deslizar? ¿O una que haya hecho que te golpees?

PUBLICIDAD

Si la respuesta es sí, no es que tú seas torpe. Probablemente, la causa sea que esa puerta esté mal diseñada.

"(El diseño de una puerta) parece muy fácil y simple, sin embargo, casi todo el mundo ha tenido problemas con las puertas", dice Donald Norman, director del Laboratorio de Diseño de la Universidad de California en San Diego (UCSD), a BBC Mundo.

"Encontramos muchas, muchas puertas en nuestras vidas y es difícil acordarnos de cómo usar todas, por lo que hay personas que siempre están confundidas", agrega.

"A veces abren la puerta en la cara de alguien", lamenta.

  1. Las 3 razones por las que el diseño de las ciudades de América Latina detiene el progreso de la región

Clásico del diseño

Norman cuenta que en la década de 1980 tenía problemas para usar no solo las puertas, sino también los interruptores y los grifos del lugar donde trabajaba en Inglaterra.

"Era exasperante. Así que me senté y escribí un libro, en el que digo que el diseño debe ser cuestión de sentido común. Si son cosas de todos los días, ¿por qué están tan mal diseñadas? Dejé de ser un científico y empecé a ser un diseñador", recuerda el ingeniero que luego estudió Psicología.

PUBLICIDAD

El libro al que se refiere es The Design of Everyday Things ("El diseño de las cosas de todos los días", de 1988), ahora un clásico del diseño.

La publicación habla de los principios generales del diseño aplicados en artículos que usamos diariamente, como interruptores, llaves de grifos, teteras, teléfonos, bañeras, sets de televisión y puertas, y cómo las personas se relacionan con estos objetos.

  1. La futurista y revolucionaria arquitectura de la Antártica, el continente más seco, frío y despoblado del planeta

Una de las cosas que más llamó la atención del libro fue la parte que Norman dedica a las puertas.

En honor al texto, las puertas mal diseñadas, las que causan problemas, empezaron a conocerse como "Norman doors" o "puertas Norman".

Un reportaje del medio digital Vox define a las puertas Norman como "aquellas que te dicen que hagas lo contrario de lo que deberías hacer" o las que "dan señales equivocadas y necesitan señales que las corrijan".

Para el experto, una puerta bien diseñada, sería aquella que sigue uno de los principios básicos del diseño: la "discoverabilidad", según dice en Vox.

Esto consiste en que los usuarios sean capaces de deducir qué operaciones deben realizar con las cosas para que funcionen.

Esta puerta es automática, sin embargo, tiene asas que indican que debe jalarse o empujarse.

PUBLICIDAD

Recomendados:

Tags


Lo Último