logo
BBC Mundo
 /
BBC Mundo 03/09/2018

La matanza que que dejó decenas de elefantes muertos en Botsuana, último santuario en África para estos animales

Elephants Without Borders (Elefantes Sin Fronteras), organización que protege la vida silvestre y recursos naturales, realizó una evaluación aérea y señaló que es la cantidad de muertes de elefantes por caza furtiva más grande que se ha visto en África.

Por : Por Alastair Leithead - BBC News, Nairobi

*Algunas de las imágenes en este artículo pueden ser perturbadoras para ciertas audiencias.

Los cuerpos de casi 90 elefantes fueron encontrados cerca de un famoso santuario de vida salvaje en Botsuana, en el sur de África.

Elephants Without Borders (Elefantes Sin Fronteras), organización que protege la vida silvestre y recursos naturales, realizó una evaluación aérea y señaló que es la cantidad de muertes de elefantes por caza furtiva más grande que se ha visto en África.

Este hallazgo coincide con el desmantelamiento de la unidad anticaza en Botsuana.

El país cuenta con la población más grande de elefantes en el mundo y en los últimos tiempos los cazadores furtivos se han estado infiltrando en sus fronteras.

Los científicos a cargo de la extensa evaluación de vida silvestre del país dijeron que a varios de los 87 elefantes encontrados sin vida los mataron por sus colmillos hace apenas unas semanas y que cinco rinocerontes blancos fueron cazados en tres meses.

"Estoy asombrado, completamente anonadado. La magnitud de la caza furtiva de elefantes es, por mucho, la más grande que he visto o de la que he leído en cualquier lugar de África hasta la fecha", dijo Mike Chase, de Elephants Without Borders.

"Cuando comparo esto con las cifras y los datos del Gran Censo de Elefantes, que conduje en 2015, estamos registrando el doble de elefantes recién cazados que en cualquier otra parte de África".

En ese censo se estimó que a una tercera parte de los elefantes de África los mataron en la última década y que 60% de los elefantes en Tanzania murieron en los últimos cinco años.