Hotel Antumalal: Otoño sureño

El paisaje es protagonista en Pucón; el campo se cubre de ocres, anaranjados y amarillos, que iluminan con su energía revitalizadora.

Por Isabel Pinto

Construido por el arquitecto Jorge Elton en 1950, el Hotel Antumalal es una obra representativa de los principios de la arquitectura moderna y la influencia del estilo Bauhaus en Chile. Pero además es una pieza arquitectónica que refleja la voluntad política de la época en el fomento del turismo y el descubrimiento de los paisajes del sur, ya que recordemos que originalmente fue un salón de té, pero tras la obtención de un crédito de la Corfo sus dueños, Guillermo Pollak y su esposa Catalina Rindles, impulsaron el desarrollo de este proyecto hotelero.

En Mapudungún significa “corral de sol”, en referencia a los atardeceres que se aprecian en este lugar único. Desde su acceso sorprende; un camino sinuoso que desciende a través de la naturaleza hasta el hotel y un parque de 5 hectáreas con prados, arbustos y árboles. Desde el emplazamiento del proyecto se respetó el bosque nativo; para Jorge Elton éste era igual de importante como la distribución y forma de la obra. Al no contar con planos topográficos del terreno, todos los árboles fueron levantados durante un fin de semana; Elton logró finalmente dibujar un esquema del proyecto que no tocara ninguno de los árboles.

El Hotel Antumalal es una suma de “homenajes” a los grandes maestros de la arquitectura moderna. Por ejemplo, el muro de piedra que desciende con el cerro descansa sobre una viga que se apoya en un “pilote de Marsella”, homenaje a Le Corbusier, o el goteo del agua que corre por debajo de la losa, una cascada natural, su propio homenaje a Wright.

Otoño es una época ideal para disfrutar de sus vistas, arquitectura, decoración y atención de lujo sencillo, valorando la paz y la experiencia conmovedora de un paisaje paradisiaco, con el extra de contar con uno de los mejores restaurantes y spa de la zona.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo