"The Walking Dead”: regresos y muertes marcan el último episodio emitido

El capítulo “Bury Me Here” fue la antesala de la batalla que se verá en la recta final de la temporada.

Por Publimetro

Otro capítulo de alto impacto se vio anoche en “The Walking Dead”. El episodio “Bury Me Here” estuvo marcado por dos muertes que corresponden al joven Benjamin (Logan Miller) y a Richard (Karl Marinen).

La tragedia se produjo cuando el rey Ezekiel (Khary Payton) va con un grupo a entregar las ofrendas para Los Salvadores. Los tributos correspondían a doce melones, pero la comitiva de El Reino llegó tarde al punto de encuentro y, al momento de la entrega, faltó una fruta.

Por la falta uno de los súbditos de Negan le disparó en la pierna a Benjamin. Éste fue llevado  hasta la casa de Carol (Melissa McBride) para ser saando, pero finalmente no pudo sobrevivir a la hemorragia.

Tras el fallecimiento Morgan encontró el melón que faltaba en la calle. En ese momento se dio cuenta que fue Richard quien organizó todo porque él quería morir en frente de sus compañeros para incentivar una sublevación.

Pero cuando fueron a entregar el tributo que faltaba Morgan (Lennie James) asesinó a Richard y después fue a la casa de Carol y le contó la verdad de lo ocurrido en Alexandria: que Negan asesinó a Gleen (Steven Yeun) y Abraham (Michael Cudlitz). Al enterarse de la verdad Ella decidió unirse a Ezekiel en la esperada venganza. El episodio también generó comentarios y memes en Twitter sobre la recta final de la temporada.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo