Caso Abreu: el choque entre la presunción de inocencia y el apoyo a las denunciantes

Varios rostros públicos han visto en redes sociales cómo han sido fuertemente criticados al exponer sus ideas sobre las denuncias contra el director de teleseries, que se hicieron públicas el pasado fin de semana

Por Mauricio Neira

Desde que el tema de los abusos sexuales explotó con visibilidad mundial cuando The New York Times y The New Yorker publicaron detalles de las agresiones sexuales denunciadas por distintas mujeres, que por décadas habría realizado el productor Harvey Weinstein, se ha generado un empoderamiento femenino que ha servido para que muchas víctimas rompan su silencio y hagan públicos sus casos.

Es lo que sucedió con el movimiento “Me Too” iniciado en redes sociales en octubre de 2017 para denunciar la agresión y el acoso sexual. Esto ha estimulado a que las personas que han vivido este tipo de vejaciones cuenten con un clima de opinión contenedor, que difiere a la idea de cuestionar la veracidad de sus testimonios bajo la idea de presunción de inocencia. Algo que se repitió hace algunos días, cuando se conoció el veredicto del caso de la joven española que fue violada en San Fermín el año 2016 por cinco hombres, que son conocidos mundialmente como “La manada”, quienes fueron condenados a 9 años por abuso sexual y no por violación.

En el caso de Chile, desde que el fin de semana la revista “Sábado” publicara un artículo en el que siete mujeres acusaban de abuso sexual a Herval Abreu, reconocido director de teleseries que trabajaba, hasta enero en Canal 13, el tema encontró una escala local que ha impactado al mundo de la televisión. Un caso que está en pleno desarrollo y que ha generado el mismo movimiento en torno a la víctimas que el que se vio en Hollywood. A partir de esto, es que Paz Bascuñán fue fuertemente criticada cuando Abreu relató en el reportaje que la actriz “me contó que había llamado a Bárbara (Zemelman) para decirle, de alguna manera, que para qué había hecho esto”.

La protagonista de “Soltera otra vez 3” tuvo que salir a explicar esta afirmación a través de redes sociales. “Desmiento categóricamente que llamé a Bárbara Zemelman para cuestionarla por lo que estaba haciendo, como se sugiere en la revista del Sábado”, publicó. “Repudio con fuerza cualquier forma de abuso y sólo espero que salga a la luz toda la verdad para que situaciones como esta nunca vuelvan a repetirse”, agregó.

Malucha Pinto también tuvo que aclarar su dichos en radio Cooperativa. La actriz catalogó a Abreu como “sólo luz. Un hombre muy respetuoso, muy delicado, muy sensible. Un gran líder de equipos”, y responsabilizó a la prensa de lo que ella consideraba como una “masacre”. “Este no es el zar de las teleseries que cae lapidado. Esta es una práctica generalizada no sólo en el mundo de la televisión, sino que en el mundo entero”, dijo y agregó: “Había una manera de abordar este tema en que la intención, siento yo, no ha sido desenmascarar una manera de hacer las cosas en el mundo de la televisión, sino que ha sido una masacre”.

Luego, en su cuenta de Facebook tuvo que hacerse cargo de los cuestionamientos que tuvieron sus dichos y publicó que tras reflexionar sobre su entrevista, “jamás y en ningún caso pondría ni pongo en duda las denuncias de abuso sexual o poder o acoso o violación, mi apoyo y solidaridad va a las víctimas”. “Aplaudo a todas las valientes denunciantes entendiendo, desde dentro, lo difícil que es atreverse a hacerlo”.

El último en expresar opiniones frente al caso Abreu que han generado ruido en redes sociales fue el ex ejecutivo de Canal 13, Cristian Bofill. Primero planteó en “Página 13” el lunes, de que él no se sumaba a linchamientos. “Las acusaciones son acusaciones, y las personas tienen derecho a defensa”, expuso. Al día siguiente, publicó en su Twitter: “No soy amigo de H. Abreu, su mundo me es ajeno y no supe nada de acosos cuando dirigí C13. Pienso que las denuncias contra él son graves y serias. Pero me da asco ver a tantos que eran sus amigos (as) y ahora, cual vírgenes del burdel, se suman a su linchamiento con entusiasmo”. Dichos que generaron cuestionamientos y que reafirmó en el programa de radio “Mesa central” de Tele 13 Radio.

“Yo no defendí a nadie. Me han funado y me han apoyado mucho. Yo hice un comentario en Twitter, con todas las limitaciones que tiene, del cual mantengo cada palabra”, dijo Bofill. El periodista relató que estuvo en una comida en la que se habló de lo que estaba pasando con Abreu, y que se expuso que no había posibilidad de dar matices al respecto. “Yo tengo una experiencia profesional que tiene mucha gente en este país. Creo que la mayoría de los editores que tienen edad para tener esa experiencia, que fue el caso de Gemita Bueno, donde todo el mundo participó, con mucho entusiasmo, en un tipo de linchamiento, que hace que uno mire estas cosas con mayor tranquilidad y serenidad, y pesemos, con cierto juicio, las pruebas y que la gente pueda defenderse”, analizó.

“No estoy defendiendo a Herval, estoy defendiendo el principio de que la gente tiene derecho a defensa. Y, por ultimo, una de las mayores falacias que hay, esto de que hay que creerle a la víctimas. En primer lugar, las víctimas son víctimas una vez que se establece que son víctimas. Y en segundo lugar, hay gente que dice ser víctima y está mintiendo, como lo vimos caso de Gemita Bueno”, agregó.

Pese a su dichos, Cristián Bofill aseguró que “sí hay que estimular que la gente que dice ser víctima, pueda hablar y lo haga en un ambiente que se le respete y se le crea sus cosas”. Acto seguido, Iván Valenzuela, buscó mayor definición de su panelista: “Pero en la justicia, dices tú. Ese es tu estándar. Es importante el punto”. “El ambiente adecuado para que ellas puedan expresar sus acusaciones con respeto y dentro de todas las reglas. Entiendo que hay situaciones en las que es más difícil denunciar”, aclaró y finalizó: “No estoy de acuerdo a que nadie pueda salir a decir, ‘oiga, saben lo que pasa aquí, esto es un caso en que las personas también tienen el derecho a defenderse”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo