Bad Bunny sería una de las cartas para el Festival de Viña 2019

El cantante de reggaetón y trap cultiva el éxito desde 2016

Por Fabian Escudero

Lleva apenas dos años en la industria musical, no publica discos y ya es uno de los artistas más escuchados del momento. Hablamos de Benito Antonio Martínez Ocaso… O como se le conoce en la mayoría del mundo, Bad Bunny.

El puertorriqueño de 24 años se ha transformado en un verdadero fenómeno mundial gracias a una serie de éxitos radiales en los que combina el reggaetón, el trap y la música urbana, además de constantes colaboraciones con otros músicos de un género que ya lleva más de diez años en la cúspide de la industria musical.

Y es que en este contexto Chile no es la excepción. El “Conejo malo” no sólo suena en las radios y las fiestas del país, sino que también como uno de los candidatos más fuertes a encabezar la cartelera de la próxima edición del Festival Internacional de Viña del Mar 2019, el prestigioso certamen que ya ha ofrecido un espacio a cantantes como Daddy Yankee, Don Omar o J Balvin.

Fuentes de la productora del evento han señalado que la presencia de Bunny podría ser uno de los platos caribeños de la noche festivalera, aunque no se trata de un rumor que no se haya escuchado antes. Ya el joven puertorriqueño le había echado el ojo a la “Ciudad jardín” en 2017 y fue durante una conferencia de prensa en el que anunciaba su gira por Chile, que manifestó que “sería un honor participar en el Festival de Viña del Mar, un festival de ese calibre, de ese prestigio”.

Al final, sólo es cuestión de tiempo para que la voz detrás de “Me acostumbré” y “Si te acuerdas” se pare sobre el escenario de la Quinta Vergara y se sume a la lista de reggaetoneros que han conquistado al “Monstruo”.

“Bad Bunny representa el presente de la industria, y también es la señal más clara de que la vieja industria ya quedó atrás”, señala el periodista y crítico de espectáculos, Sebastián Cerda. “Es el tipo de artista que se rige por las nuevas plataformas, como Spotify, por ejemplo, donde va publicando singles individuales y donde totaliza una cantidad de canciones que podrían dar pie a un disco, pero que en realidad no está entre sus intereses”.

En ese sentido, Cerda cree que la relación entre el Festival de Viña y la música urbana en general es algo que ocurre desde sus inicios y viene siendo mucho más notorio desde mediados de la década pasada. “Es parte del ADN del Festival. Es un certamen evidentemente latino, por más que algunos intenten construir una versión ‘ideal’ y anglo”. agrega.

Amado y criticado

Con todo, Bad Bunny no sólo goza de una alta cantidad de fans, sino que también se ha visto envuelto en controversias, tanto por quienes cuestionan su talento, como por quienes atacan el contenido de sus letras.

Y es que en general el trap, género en el que se desenvuelve como máximo exponente en español, se ha transformado en blanco de una serie de ataques.

“El trap nos llegó un poquito mitificado y se presta un poco para prejuicios.No sólo por sus elementos sexuales, popularizados por Maluma en la canción ‘Cuatro babies’, sino que también por la primera visita de Bad Bunny a Chile cuando hubo incidentes”, explica Cerda, quien agrega que esto fue una mala campaña de los medios que aprovecharon de darles énfasis a hechos aislados.

“De los ocho shows hubo incidentes sólo en dos, o sea una inmensa minoría… Además de que nunca se pudieron comprobar”, comenta el periodista

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo