"Las chicas del cable" consagran su lucha por la igualdad

La cuarta entrega de la serie española original de Netflix llegará hoy a la plataforma

Por Marisol Orta

La tercera temporada de la primera serie original española de Netflix, “Las chicas del cable”, terminó con una escena que ninguno de sus seguidores pudo imaginar.

Francisco Gómez (Yon González) recibió un disparo. Precisamente, cuando intentaba rescatar a Eva, la hija de Lidia Aguilar (Blanca Suárez). La incertidumbre se detonó cuando no se supo si murió o quedó gravemente herido.

"Las chicas del cable" "Las chicas del cable"

Fue hasta principios de julio que la producción develó la incógnita al compartir una imagen en Instagram en la que aparecía en un diario el titular “Intento de asesinato: el ex director de la compañía telefónica, Francisco Gómez, continúa ingresado en el hospital. Los médicos se muestran muy pesimistas con el pronóstico”.

Hasta ahí, se sabía que Francisco luchaba por su vida en un hospital. Mientras Carlos Cifuentes, que da vida a Martiño Rivas López, intentaba reconquistar a Lidia.

Las cosas en la cuarta entrega no pararán ahí. La vida de las cinco amigas seguirá siendo una montaña rusa, con altos y bajos sin fin. Al menos en el corto plazo.

Los nuevos capítulos se desarrollarán en 1931, durante la Segunda República española. Un período de la historia marcado por el fin de la monarquía; en el que en la calle se gestan cambios para la mujer.

Esta vez, Carlota (Ana Fernández) continuará su vocación por conseguir la igualdad y el reconocimiento de las diferencias cuando se postule para alcaldesa de Madrid, una decisión que la llevará al límite y por la que recibirá amenazas. “Si no quiere que esas fotos vean la luz, renunciará a la alcaldía durante nuestro careo en la radio”, amenazó su principal rival en las elecciones municipales, Gregorio Díaz, en el tráiler promocional.

Poco después, Díaz aparecerá muerto y Carlota será la principal sospechosa del crimen. Finalmente, será condenada por un asesinato que todavía desconoce. “Todas las evidencias apuntan en su contra”, señala el interrogador. “La sentencio a morir en el garrote”, dicta el juez. Aunque ella defenderá a toda costa que es inocente: “Me han tendido una trampa”.
Ahora, las amigas tendrán que lidiar con demostrar la inocencia de Carlota, aunque ello sugiera ir contra el propio sistema y tomar justicia por mano propia: “Hay veces que para hacer justicia hay que saltarse la ley. Superaremos esto juntas”, sentencian las chicas.

La cuarta temporada tendrá un final inesperado, al menos eso puede intuirse desde que a principios de este año se supo que Maggie Civantos, quien interpreta a Ángeles Vidal, no continuará en la quinta entrega. La razón: incompatibilidad de agendas, pues la actriz tiene numerosos compromisos laborales desde que “Vis a Vis” le abrió las puertas de la televisión.

El éxito de "Las chicas del cable"

El 28 de abril de 2017 Netflix estrenó la primera temporada de la serie con ocho capítulos, la cual fue un éxito en España y América Latina.

Las chicas del cable ha tenido gran éxito al recordar el pasado en un ambiente de época, con decorados, lugares cerrados, vestuarios atractivos que estilizan a las protagonistas. El misterio ha sido una constante desde la primera entrega de la producción.

Sigue leyendo

Inauguran enorme mural en honor a Gustavo Cerati en Santiago Centro

En un día clave para la vida del fallecido músico.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo