Magdalena Müller revela que sufrió bullying y que sus superiores en TV le solicitaron que perdiera peso

La actriz hablo del tema durante "La divina comida" y dijo: "Nunca me han dado un personaje de clase alta, solamente porque tengo los ojos cafés, el pelo café y no soy lo suficientemente delgada".

SIGUENOS

Publimetro Chile
Por Publimetro

Para su rol en la teleserie "Somos los Carmonas" la actriz Magdalena Müller tuvo que subir de peso. Nada menos que 10 kilos. Y, según contó en el episodio de "La divina comida" donde compartió pantalla con Amparo Noguera, Nicolás Copano y Guido Girardi, ese cambio físico implicó sufrir de bullying.

"La historia era como la de 'Los Beverly Ricos', una familia del campo que llegaba a la ciudad y se hacían como millonarios", dijo la actriz , según replica BioBio. Y contó cómo fue la reacción en redes sociales: "Cuando yo engordé esos 10 kilos, perdón la palabra, me hicieron mierda, el público y la gente en redes sociales me decía: '¡¿qué hizo?!'. Es bien impresionante".

En ese momento, Girardi comentó: "O sea, el prejuicio es que los pobres son guatones. El concepto es que los ricos son bonitos, flacos y rubios y los pobres tienen que ser gordos y feos". Y la actriz de 27 años, agregó: "nunca me han dado un personaje de clase alta, solamente porque tengo los ojos cafés, el pelo café y no soy lo suficientemente delgada".

Más revelaciones de "La divina comida"

Nicolás Copano revela llamativa anécdota sobre ya clásico baile de "Thriller" de Piñera

En "La divina comida" el comunicador contó en detalles del episodio ocurrido en la fallida versión local de "El Hormiguero" de Canal 13.

Según Müller, los comentarios sobre su peso no sólo han sido en redes sociales, sino que también lo enfrentó frente a autoridades convienes ha trabajado. Por lo tanto, explicó, que el tema de la aceptación del cuerpo es su bandera de lucha desde que está en la televisión: "A mí muchas veces me han dicho que baje de peso. He tenido conversaciones con jefes, que me han dicho 'Magda 3 kilitos menos"". 

La joven actriz también recordó su paso por el mundo del ballet, donde hay exigencia de mantener un cuerpo perfecto. "Para ser bailarina de ballet hay que ser extremadamente delgada, y yo ya me había empezado a desarrollar. Al tiro dijo que 'eso es algo con lo que vamos a tener que luchar'. Llegabas al Municipal te pesaban al entrar, te pesan al salir”, dijo. Además, contó que escuchó comentarios del tipo: "Estás gorda, desentrenada. ¿Cómo no te da vergüenza?".

chi
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo