Entretenimiento

Abuelita con $130 mil de pensión conmueve en “Bienvenidos”: Tonka Tomicic se comprometió a ayudarla

“En la noche paso frío, paso mucho frío”, contó la mujer de 77 años.

Este miércoles, el matinal Bienvenidos envió un equipo a la comuna de La Cisterna, en donde muchas personas se encontraban realizando una larga fila para cobrar su pensión. Fue en este contexto, que el periodista conversó con Zoila Contreras, una abuelita de 77 años de edad, quien explicó que tenía que salir de su hogar con dos horas de antelación para cobrar su pensión de 130 mil pesos.

«Con eso tengo que estar todo el mes. Yo vivo con unas hijas en el mismo sitio, pero es lo mismo que viva sola. Ahí de repente voy a amanecer tirada y no van a saber nada de mí, porque yo me caigo en cualquier momento. Tengo asma, tengo de todo. Lo único que no tengo es diabetes», contó la mujer, quien además tiene movilidad reducida y una úlcera cancerosa.

«Vivo sola, en mi metro cuadrado no más. Mis hijas viven ahí, pero ellas trabajan. Mis nietos también trabajan, así que estoy prácticamente sola», le dijo a Tonka Tomicic, indicando que le preocupa realizar trámites por miedo a contagiarse. «Dos horas me demoro yo y llego sumamente cansada porque tengo que sentarme cada diez minutos», señaló.

Además, comentó que no tiene celular ni internet porque no sabe manejarlos. «Lo otro, es que se me olvidan las cosas. No puedo, no puedo comunicarme con nadie (…) Yo a veces paso dos, tres días que mis hijas no saben nada de mí. Cuando ya no me ven, ahí van a la pieza a ver cómo estoy», señaló.

En ese momento, Tonka Tomicic le preguntó cómo lo hace con la comida y sus necesidades básicas. «En la noche paso frío, paso mucho frío. Con la jubilación que yo tengo no me alcanza para comprar más cobijas para la cama. Así que así es la cosa, cuando llega a vieja una», comentó la abuelita.

«Tengo una hija que es súper pobre también. La otra no, ella tiene lujitos, pero no se fija en la mamá que le ha dado todo. No tengo a nadie. Así somos las mujeres antiguas», agregó, para luego contar que en diciembre la asaltaron y le llevaron toda su jubilación.

«Me quedé con 20 pesos. No había guardias, no había Carabineros, no había nada. Subí la escalera y ahí me asaltaron. Así es la vida. Si uno tiene que pagarse y meterse la chaucherita», dijo. Consultada por cuáles eran las cosas que necesitaba, la abuelita contestó que «ropa de cama y para comer porque no me alcanza. No me alcanza».

«Mire señora Zoila, no se preocupe, a través de Martín vamos a ver cómo la vamos a ayudar. No se preocupe, no le va a faltar. Él le va a tomar su contacto. Si usted le puede dar toda la información a Martín, se la comparte para darle una mano. No se preocupe», dijo Tonka Tomicic, comprometiéndose a ayudarla.

Sigue leyendo

Tags

Lo Último


Te recomendamos