logo
Entretenimiento
 /
Entretenimiento 17/02/2021

Esposo de Reina Isabel II es ingresado a un hospital londinense

Felipe de Edimburgo, de 99 años, fue ingresado a un hospital “como medida de precaución”. 

Felipe de Edimburgo, marido de la reina Isabel II de Inglaterra, está ingresado desde ayer en un hospital de la capital británica. Esto fue confirmado desde el mismo palacio de Buckingham quienes publicaron hoy un escueto comunicado.

“Su alteza real el duque de Edimburgo fue admitido en el Hospital Rey Eduardo VII de Londres el martes por la tarde. El ingreso del duque es una medida de precaución, por consejo del doctor de su alteza real, después de que este se sintiera mal”, precisó el comunicado emitido por la casa real.

Nacido en Grecia en 1921 (aunque en el exilio desde su juventud), el duque tiene 99 años, y cumplirá 100 el próximo 10 de junio, una fecha para la que la institución ya está preparando una celebración especial, pese a que él decidió retirarse de la vida pública tras décadas de servicio en agosto de 2017. A principios del pasado mes de enero se supo que tanto él como la reina —que llevan casados más de 73 años— habían sido vacunados de coronavirus.

Este es el último de los múltiples ingresos hospitalarios a los que se ha visto sometido Felipe a lo largo de los últimos años, algunos de ellos por precaución y otros por dolencias concretas. El último de ellos tuvo lugar en diciembre de 2019, cuando retornó de Norfolk, donde estaba pasando las fiestas navideñas, hasta Londres para ingresar en el mismo centro médico en el que se encuentra ahora. Pocos días después recibió el alta. Más aparatoso fue el accidente que había sufrido en enero de 2019, cuando salió ileso de un percance mientras conducía un Range Rover por el que su coche volcó, y por lo que acabó renunciando al carnet de conducir.

En abril de 2018 y en el mismo hospital, Felipe fue operado de un problema en la cadera, por lo que se le colocó un reemplazo. Casi un año antes, en junio de 2017, se vio obligado a pasar por el mismo durante un par de días por una infección. En 2012 no estuvo presente en todas las celebraciones del Jubileo de la reina Isabel II por una infección de vejiga que le obligó a estar ingresado cinco días, mientras que en el año 2011 se vio obligado a pasar las fiestas navideñas en el hospital para someterse a una operación en la que le despejaran una arteria bloqueada.