logo
Entretenimiento
/ Netflix / Netflix
Entretenimiento 26/04/2021

Director de “Luis Miguel, la serie” revela: “Recrear Viña del Mar fue un reto”

Humberto Hinojosa contó detalles de la serie de Netflix, especialmente el recién estrenado episodio donde se ve el evento viñamarino.

Por : Carolina Cerda M.

En el episodio estrenado este domingo de la popular serie “Luis Miguel, la serie” hubo un gran protagonista aparte del cantante que da nombre a la producción de Netflix. Esto, porque el episodio trató principalmente del paso de El Sol de México por el escenario de la Quinta Vergara para ser parte del Festival de Viña del Mar.

Por lo tanto, para comprender completamente esta entrevista con Humberto Hinojosa, el director de gran parte de los episodios de la producción, es necesario haber visto el recién estrenado tercer episodio.

Cris Valdés, el contrincante

Viña se muestra en el episodio como un festival importante para el personaje interpretado por Diego Boneta en lo musical y el peso del evento a nivel Latinoamericano. Pero no sólo eso, sino que es una plataforma que sirve a Luis Miguel para demostrar su vigencia frente a un ficticio cantante llamado Cris Valdés quien es un serio contrincante de El Sol de México. 

Además, en el episodio se muestra al cantante mexicano como un artista tan rencoroso que decide despedir a su guitarrista Kiko Cibrián por el simple hecho de colaborar con esta estrella en ascenso, artista que en la vida real sería Cristián Castro.

Como si fuera poco, es para ir a Viña que Micky decide dejar a su hermano Alejandro a cargo de Sergio, el niño menor de la familia Gallego Basteri. Algo que resulta ser una pésima idea y tiene grandes repercusiones en la vida familiar
Humberto Hinojosa, quien es el director a cargo de varios episodios de la serie de Netflix, entrega detalles de la producción a Publimetro mientras viaja en tren de Madrid a Barcelona. 

“Hacer Viña del Mar fue increíble. Hay una cantidad de archivo y de referencias increíbles. Porque fue de los conciertos más emblemáticos en la carrera de Luis Miguel”, dice. 

“Sé que las veces que estuvo ahí fue de los momentos emblemáticos y parteaguas. Él sentía a Chile como su segundo hogar e ir a Viña del Mar lo llenaba. No había manera de que no estuviera dentro de la serie”, agrega Hinojosa.

Y esto implicó un gran esfuerzo del equipo. “Recrearlo fue un reto por todo el archivo que existe, pero tanto el departamento de VFX como el departamento de arte y de archivo se pulió en hacer en escala y físicamente lo más similar que se pudiera”, cuenta el realizador y cuenta que fue un logro haber conseguido mostrar el show. 

Los demás desafíos

Recrear Viña este no fue el único reto del segundo ciclo. Sobre el regreso al set con un amplio margen entre el rodaje de ambas temporadas, dice que fue como regresar a la escuela, pues ya había lazos creados en el equipo. 

En cuanto a la renovación del elenco, explica: “Creo que entraron unos actores y unos personajes increíbles a la nueva temporada que tendrán su historia y tendrán su relevancia y generarán cosas alrededor de nuestro héroe tanto para bien como para mal”

Dos tiempos

Eso sí, al ser el protagonista que muestra su historia en los años 90 y en la primera década de este siglo, el mayor peso lo lleva Diego Boneta. Partiendo porque su personaje usa prótesis y maquillaje. 

“Esto presentaba un reto mucho más complejo que en la primera temporada, porque él representa a Luis Miguel en dos diferentes líneas de tiempo, se hizo un trabajo de preparación muy extenso de ensayos y de preparación de prostéticos, una caracterización mucho más compleja”, dice 

Hinojosa cuenta que eso se llevó a cabo durante un proceso de meses en que se generó en 3D la cara del actor, para saber cómo sería su fisonomía pasado cierto tiempo. “Se hacen pruebas y se filma, se ve. Se analizan las prótesis con distintos movimientos faciales, como la risa. Es muy complejo en cuanto a los prostéticos, pero también en la actuación”, dice y agrega: “Quizás fue el reto más difícil del arranque de la segunda temporada”.