logo
Entretenimiento
 /
Entretenimiento 07/05/2021

Lisandra Silva llevó a un comentarista de farándula a la corte… y le ganó a medias

La cubana presentó un recurso de protección ante la Corte de Apelaciones de Concepción en contra de un experto en reality.

La farándula puede llegar a la Corte de Apelaciones. La actriz y modelo Lisandra Silva presentó un recurso de protección en contra de Francisco Halzinki, experto en reality, y le ganó. Al menos en parte, porque el tribunal de alzada de Concepción sólo acogió parcialmente sus reclamos.

Según publico Mega Noticias, esta causa judicial la inició Silva en febrero de este año. En Instagram Halzinki dijo que la cubana no se llevaba bien con las personas fuera de las cámaras, que estaría peleada con Raúl Peralta (su pareja) y que mantendría un conflicto con una cuñada.

Un “calvario”

En el recurso, Silva se quejó que lo que dijo Halzinki fue el inicio de un “calvario”. Según su argumento, “el alcance y alta sintonía obtenidas por don Francisco Halzinki a costa de mi imagen, implica que este persista en su actuar y a la vez involucre a mi entorno cercano”.

Ella se quejó que esto le produjo “una terrible ansiedad” y que eso tuvo efectos en su “estabilidad emocional, laboral y familiar”. Se añade que la asaltaron en enero, cosa que el experto en reality habría puesto en duda. “Fácil es advertir (…) que existe una evidente intención de producir maliciosamente daño en mi persona”, dice en su recurso.

Hasta borrarlo de Instagram

Silva quería que Halzinki eliminara todo registro referido a ella. Pero pretendía más: “se oficie a la red social Instagram, a fin de que proceda a la desactivación perpetua de la cuenta @expertoenreality, posterior a sus disculpas”.

Según publicó Mega Noticias, Halzinki le dijo a la Corte de Apelaciones de Concepción que la información a la que ella hacía referencia  “viene de otros medios de comunicación”. De hecho, acusó a Silva de “manipular pantallazos de historias que no son verídicas, o atribuirme comentarios como personales, cuando han sido terceros perfectamente individualizados los que han emitidos dichas opiniones”.

El caso es que el tribunal de alzada acogió solo una de las solicitudes, ordenando a Halzinki “eliminar las publicaciones materia de este proceso de Instagram”.