logo
Entretenimiento
 /
Entretenimiento 01/07/2021

James Franco acuerda pagar US$2,2 millones para cerrar su caso de acoso sexual

El actor fue demandado por varias exalumnas de su escuela de actuación por abusos reiterados y promover situaciones sexuales en sus presentaciones.

James Franco y sus coacusadas llegaron a un acuerdo extrajudicial por US$2,2 millones para resolver una demanda que alega que el actor intimidó y acosó sexualmente a estudiantes de una escuela de actuación y cine que fundó en situaciones sexuales gratuitas y de explotación.

Según evidencian una serie de documentos judiciales publicados ayer, ambas partes llegaron a un acuerdo por primera vez para resolver la demanda colectiva presentada en contra de Franco en febrero de este año.

Según informa la agencia AP, las actrices y exalumnas de Franco, “Sarah Tither-Kaplan y Toni Gaal presentaron la demanda por primera vez en octubre de 2019, acción judicial a la que se unieron otras exalumnas del establecimiento, quienes alegaron que en su ahora desaparecida escuela, Studio 4, el actor empujó a sus estudiantes a actuar en situaciones sexuales cada vez más explícitas. Escenas en cámara en un ‘escenario tipo orgía’, que fue mucho más allá de lo aceptable en los sets de filmación de Hollywood”.

En el acuerdo se incluye además que ambas partes publicarán una declaración conjunta respecto de la resolución del caso.

“Si bien los demandados siguen negando las acusaciones en la demanda, reconocen que los demandantes han planteado cuestiones importantes; y todas las partes creen firmemente que ahora es un momento crítico para enfocarse en abordar el maltrato a las mujeres en Hollywood”, indicó el comunicado publicado por los medios estadounidenses.

“Todos coinciden en la necesidad de asegurarse de que nadie en la industria del entretenimiento, independientemente de su sexo, raza, religión, discapacidad, origen étnico, origen, género u orientación sexual, enfrente discriminación, acoso o prejuicio de ningún tipo”, prosigue el documento que da cuenta de los alegatos respecto de la actitud ofensiva de Franco, quien “buscó crear una línea de mujeres jóvenes que fueron sometidas a su explotación sexual personal y profesional en nombre de la educación”, donde les “hizo creer a las estudiantes que los papeles en las películas de Franco estarían disponibles para quienes asistieran”.

En la demanda, explica AP, también fueron acusados la “productora de Franco, Rabbit Bandini; y sus socios, incluidos Vince Jolivette y Jay Davis”.

Respecto de otras condiciones del acuerdo, aseguran los medios locales, se incluyen otros términos “no económicos” que no se hicieron públicos a la espera que el juez de la causa declare su aprobación definitiva para cerrar el caso.

Cabe recordar que antes de presentar la demanda, la actriz Tither-Kaplan transmitió sus acusaciones de conducta sexual inapropiada en contra de Franco junto a otras mujeres en “Los Angeles Times” después de que el actor ganara un Globo de Oro por “The Disaster Artist” a principios de 2018, precisamente cuando la ola del movimiento #MeToo se extendió primera vez en Hollywood.