Tiene 14 años, le mandó una selfie explícita al niño que le gustaba y ahora está acusada de difundir pornografía infantil

La menor podría quedar durante 10 años en el registro de delincuentes sexuales de EEUU.

Por Camilo Henríquez

Una adolescente de 14 años está enfrentando cargos criminales y podría estar hasta 10 años en el registro de delincuentes sexuales en EEUU luego de mandarle una foto al niño que le gustaba.

La menor de Minnesota, que ha sido identificada como Jane Doe para proteger su identidad, se tomó una selfie explícita y la envió por Snapchat.

Tras ello, el niño la comenzó a compartir entre sus amigos sin el permiso de Jane y la foto llegó hasta un juez del condado de Rice, el que la acusó de difundir pornografía infantil, por lo que podría quedar, incluso, hasta 10 años en el registro de delincuentes sexuales de EEUU.

Los cargos criminales podrían afectar en el futuro sus oportunidades para comprar una vivienda, postular a la universidad y a un empleo y más, detalla la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles.

La joven aseguró que no es una “criminal por tomarme una selfie" y que el “sexting es común entre los adolescentes en mi escuela y no debemos enfrentar cargos por hacerlo. No quiero que nadie más pase por lo que estoy pasando”.

Según la organización, el fiscal está abusando de la intención de la ley y señala que la joven está luchando contra una descarada humillación y el miedo al estado.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo