Pobrecito: argentino murió atragantado por un choripán

Un infrecuente caso se vivió este domingo al otro lado de la cordillera.

Por Dannae Arias

El insólito hecho se vivió durante la madrugada de este domingo en Argentina, cuando un hombre identificado como Federico Rubén Sosa falleció inesperadamente durante una reunión con sus parientes.

El hombre de 35 años disfrutaba de una cena familiar en la ciudad transandina de Concordia, cuando decidió probar un choripán que sin imaginarlo, sería lo último que comería en la vida.

Como no fue atendido inmediatamente, ya que sus familiares prefirieron llevarlo al centro asistencial, falleció durante el trayecto.

Llegó sin signos vitales al hospital Felipe Heras, alrededor de las 2:20 de la mañana, luego de sufrir una broncoaspiración al atragantarse comiendo el mortífero chorizo parrillero.

Su cuerpo fue trasladado a la morgue judicial, en donde se encuentra actualmente.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo