La ciencia lo hace otra vez: descubren que cura para la calvicie estaría en producto secreto de las papas fritas de McDonald’s

El producto es utilizado por la cadena de comida rápida por razones de seguridad para evitar que el aceite de cocina forme espuma.

Por Nathaly Lepe

Después de tantos años de investigación y de arduo trabajo para ayudar a quienes sufren con la calvicie, un grupo de científicos japoneses descubrió que la cura estaba más cerca de lo que pensaban y en una cadena de comida rápida.

El grupo de investigadores logró, gracias a un componente usado en las papas fritas de McDonald’s regenerar cabello en ratones usando una simple técnica con células madre.

El trabajo permitió generar folículos frescos, los que en cuestión de días aumentaron en las espaldas y cueros cabelludos de los roedores utilizados en el experimento.

Si bien aún no hay pruebas en humanos, los investigadores aseguran que la innovadora terapia podrá funcionar en las personas.

Pero cuál fue el secreto que permitió regenerar en el laboratorio “gérmenes de folículo piloso”. Pues el uso de dimetilpolisiloxano,  químico usado en las "papas fritas de McDonald" presentes en el recipiente en el que se cultivaron

El polidimetilsiloxano o PDMS o dimeticona es un polímero lineal del dimetilsiloxano cuyas aplicaciones varían desde lentes de contacto y artilugios médicos hasta elastómeros.

El producto es utilizado por la cadena de comida rápida por razones de seguridad para evitar que el aceite de cocina forme espuma.

El profesor Junji Fukuda, de la Universidad Nacional de Yokohama, dijo que “utilizamos dimetilpolisiloxano permeable al oxígeno (PDMS) en el fondo del vaso de cultivo, y funcionó muy bien".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo