La imperdible semana de clásicos cargada de polémicas rumbo a Rusia 2018

Brasil recibe a Argentina en el partido más importante de las Clasificatorias a nivel mundial. Mientras en Norteamérica y Europa, centenarias rivalidades se toman la programación.

Por

El Gráfico Chile Se viene una semana de Clasificatorias, descanso en las ligas locales y toda la atención al camino rumbo a Rusia 2018. Chile se juega la vida en los partidos contra Colombia y Uruguay, rivales directos por los cupos al mundial, llevándose la atención de los hinchas, pero hay una serie de partidos que prometen elevar la emoción de todo el mundo deportivo. Muy cerca, en Belo Horizonte, se disputará el gran clásico del fútbol mundial entre Brasil y Argentina, garantía de buen fútbol y que trae como aditivo las polémicas semanas previas, marcadas por la decisión de la FIFA de sancionar a Bolivia y sacarlos de la zona de clasificación. El Scratch como un ave carroñera, espera con tranquilidad el encuentro de este jueves (21:45), aprovechando su condición de cómodo líder del Pre Mundial y su paternidad histórica frente a su clásico rival con dos triunfos y un empate, en un registro que no conoce de derrotas jugando como local. Aún así el mediocampista Paulinho reflejó la cautela del plantel local y señaló: “Sabemos que Argentina no está en un momento muy bueno, pero esto es un gran clásico y tenemos que tener atención y estar concentrados”. Sergio Agüero también respeta al rival y en la previa lanzó: “Siempre los partidos contra Brasil son difíciles e importantes y trataremos de hacer lo mejor. Brasil es Brasil, y la formación que gana y como juegue no va a cambiar mucho. Es un rival siempre duro”, partidazo. La emoción del fútbol se vive en todo el mundo Latinoamérica entrega otro de los partidos a seguir esta semana con una rivalidad que va mucho más allá del fútbol entre Estados Unidos y México. Los vecinos que todavía estarán digiriendo las elecciones entre Hillary Clinton y Donald Trump de este martes, preparan el duelo inaugural del hexagonal final de la Concacaf. Columbus, Ohio, es la fortaleza del Team USA y el antídoto para enfrentar a su más acérrimo rival donde lo ha vencido por 2-0 en sus últimos cuatro choques, apoyado por una hinchada fiel de la selección y el clima que el viernes a las 21:45 horas no superará los 5º de temperatura. “Tenemos la intención de seguir con la tradición de ganar en Columbus”, señaló Jürgen Klinsmann desde la vereda local; mientras Guillermo Ochoa también lo asumió: “Históricamente siempre ha sido un partido complicado. Jugar de visita en el Hexagonal tiene un grado de dificultad importante, y más contra un rival como Estados Unidos, que tiene buen nivel y buenos jugadores. Ojalá podamos arrancar con el pie derecho”, señaló de todas maneras esperanzado. Pero América no tiene el monopolio del fútbol esta semana; en Europa también se vivirán clásicas rivalidades que pueden ser trascendentales para la clasificación a Rusia 2018, con los duelos entre Inglaterra y Escocia, además del Francia contra Suecia como los encuentros más atractivos. El control remoto vibrará el viernes a las 16:45 horas para vivir las sensaciones de los dos encuentros. Con los Galos y escandinavos jugándose la punta del Grupo A (ambos lideran con 7 puntos) y el cupo directo al Mundial. El triunfo alejará a uno en la punta de la tabla, pero también significará poner en aprietos al perdedor ya que Holanda está a la expectativa con 4 unidades que en su horizonte ve el duelo contra Luxemburgo como un fácil escollo. Inglaterra y Escocia son los dueños de la placa que rememora el clásico más antiguo en la historia del fútbol mundial, con la data del primer partido entre selecciones en letras doradas: “30 de noviembre de 1872 en Hamilton Crescent, Glasgow”. Esta vez, el también mítico estadio Wembley recibirá la apretada rivalidad que está vez, en la previa, dejó de lado la beligerancia y se unió para combatir la regulación de la FIFA que “prohíbe cualquier tipo de elemento adicional en los uniformes de las selecciones nacionales que haga referencia a temas religiosos o políticos”. Ambas federaciones quieren rendir honor al “Día del Armisticio” que puso fin a la Primera Guerra Mundial, con la idea de homenajear a los muertos y heridos, por lo que la clásica amapola de papel en las camisetas se hace fundamental de forma simbólica. La idea por ahora está siendo evaluada por el organismo y la respuesta causa expectación en el Reino Unido que amenaza con revelarse en caso de ser negativa. En lo deportivo, el técnico provisorio Gareth Southgate vivirá su primer gran apretón en la banca inglesa tras su debut con un cómodo triunfo ante Malta y el empate 0-0 ante Eslovenia como visitante. Para eso citó a jugadores de confianza como Jack Wilshere, del Bournemouth, y Harry Kane, del Tottenham, para vencer y afianzar su liderato que mantiene con siete puntos en el Grupo F. GRAF/JR

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo