Perdió el respaldo total y definió el tema refuerzos: Los detalles de la extensa reunión de Guede con Mosa

El técnico de Colo Colo ya no cuenta con el cien por ciento de la confianza de Aníbal Mosa, pero, de todas formas, entregó una lista de "cortados" y nombres para el periodo de fichajes.

Por Pedro Marín Roldán

Una extensa reunión sostuvieron en el Club Sirio el presidente de Blanco y Negro, Aníbal Mosa, el entrenador de Colo Colo Pablo Guede, y el mandamás del Club Social y Deportivo Colo Colo, Fernando Monsalve, donde el argentino fue confirmado en su puesto y aprovechó a delinear el plan de trabajo para el próximo semestre.

Pese a que el DT arribó con la certeza que seguiría en su cargo, luego de ser confirmado durante la semana pasada, tras la cita quedó de manifiesto que ya no cuenta con el respaldo total del bloque mayoritario que administra los destinos de los albos.

La extensa jornada, que contó con un almuerzo y un break en horas de la tarde, tenía como propósito comenzar a definir la conformación del plantel para el torneo de Transición, punto en el que existieron diferencias que descolocaron al técnico.

Guede llegó a la cita con una lista de jugadores que no entraban en sus planes y varios de los nombres fueron aprobados para que salgan del club. Sin embargo, al hablar de los referentes, donde estaban anotados Gonzalo Fierro, Julio Barroso y Justo Villar, se generaron las diferencias.

La idea del entrenador era desprenderse de los tres jugadores, pero la postura de Mosa y el Club Social no iba por la misma línea. Por lo mismo, se generó una discusión donde, incluso, el técnico habría sido claro: "ellos o yo". La respuesta no se demoró y fue en el mismo tono: "la puerta es ancha".

Ante la contundente respuesta, el DT escuchó las propuestas de la directiva y llegaron a un "acuerdo": si llega una oferta por Barroso igual o superior a un millón de dólares, será analizada. En caso contrario, no será vendido y seguirá en el plantel.

En el caso del portero, tendrán una conversación con el jugador para definir los pasos a seguir, ya que recién en octubre podría volver a los entrenamientos y se perderá gran parte del torneo. Por lo mismo, la idea es no inscribirlo. Fierro, en tanto, seguirá en el equipo para el segundo semestre.

Los nombres que ya fueron "cortados" de Colo Colo son Mark González, quien retiró sus pertenencias del Monumental el viernes pasado, y Pedro Morales, que finalmente, pese a su deseo de seguir seis meses más, no será renovado y dejará el club.

Paulo Garcés, por su parte, será enviado a préstamo y Unión Española asoma como posible destino, mientras que Andrés Vilches, Christofer Gonzales, Hardy Cavero y Marcos Bolados, también dejarían el Cacique.

Refuerzos y exigencias

Otro de los puntos que se trató en la extensa reunión y donde también existieron diferencias fue en el de los refuerzos, principalmente al hablar del mediocampista ofensivo. Guede quiere a Macnelly Torres como el próximo "10", pero ByN le ofrece a Jorge Valdivia para el puesto y el entrenador evaluará su posible contratación.

Para reforzar el arco, uno de los puestos prioritarios para el periodo de fichajes, el preferido es el actual portero del Bolívar, Matías Dituro, quien tuvo un buen paso por Deportes Antofagasta y este año se tomó las portadas del continente al marcar un gol de arco a arco.

Los otros puestos donde ya hay negociaciones avanzadas son el de lateral derecho y el delantero: Óscar Opazo y Angelo Sagal, respectivamente, están muy cerca de cerrar su llegada a los albos

Además, en la reunión se le estableció la exigencia al técnico de ganar el título el próximo semestre.

Este martes el plantel está citado a las 10:00 horas y el técnico le comunicará a los integrantes del plantel quienes están considerados para el segundo semestre y la fecha de regreso a los trabajos. Por la noche, Guede comenzará sus vacaciones.

Los días están más agitados que nunca en el Estadio Monumental.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo