Ítalo Díaz, el "papá chocho" se ilusiona con su hijo Paulo: "Él trabaja para llegar al Real Madrid o Barcelona"

El ex futbolista chileno analiza las opciones de que su hijo sea convocado por la Roja al Mundial de Rusia, y el presente deportivo del defensor de San Lorenzo.

Por Diego Espinoza Chacoff

Diego Espinoza Chacoff – enviado especial de El Gráfico Chile a La Paz, Bolivia

El ex futbolista Ítalo Díaz logró su consolidación profesional el año 2001 luego de ser llamado por el técnico Pedro García a la selección chilena. Luego de una gran temporada de Copa Libertadores con Cobreloa, el defensor jugó por la Roja frente a Uruguay, pero un autogol suyo significó el 1-0 final de la caída de Chile ante los charrúas.

Tras ese acontecimiento nunca más volvió a la selección, pero sí a los partidos de la actual generación, donde su hijo Paulo ha logrado ganarse un lugar, e incluso, debido a la suspensión de Gonzalo Jara, es opción para Juan Antonio Pizzi de cara al partido del próximo martes 5 de septiembre frente a Bolivia en La Paz.

En ese contexto, el ex jugador de 46 años analiza el presente deportivo de su primogénito en San Lorenzo de Almagro, las razones de su frustrado traspaso al Inter de Milán y los altos objetivos que quiere para Paulo pensando en un posible llamado para el próximo Mundial de Rusia 2018.

¿Imagino que feliz por Paulo que se ha consolidado en la selección?

Él se lo ha ganado. Muchas veces no se habla mucho de Paulo en Chile, pero yo lo sigo todas las semanas y anda muy bien en Argentina. La gente lo quiere mucho, le ha demostrado el cariño, y a la vez él ha demostrado con juego que está para San Lorenzo, un grande de allá, y eso ha llevado que Pizzi lo tenga siempre considerado, así que muy contento con todo lo que ha hecho hasta el momento, sobre todo en el tema colectivo.

Él se ha podido reinventar en su equipo ¿Cómo lo ve de lateral y hay algún consejo de papá para eso?

Desde chico les enseñé a él y Nicolás, que debutó hace dos semanas con Palestino contra Colo Colo, el otro día jugó contra Curicó 30 minutos; y a los dos les digo siempre: el mejor jugador es el que juega en todas las posiciones, el que más le sirve al técnico, el que le da esa alternativa para poder tener una alternativa ante alguna amarilla, expulsión, lesión y ellos lo han demostrado porque juegan de lateral, de volante, de central y no les incomoda.

¿Eso buscaba también usted en su época?

Sí, en mis tiempos cuando jugaba hacía lo mismo. Después con los años gané experiencia, y eso me llevó a manejar los perfiles y eso se lo digo constantemente a ellos.

¿Paulo es mejor que usted?

Sí lejos, pero bien lejos. Los dos hijos son mejores. Son otras metodologías, otros tiempos, pero lejos, lejos, y por algo está donde está pero muy feliz con él, feliz con lo que ha hecho, feliz porque está ahí y es porque se lo ha ganado.

Muchos futbolistas chilenos están en México ¿Paulo apunta a Europa?

Hemos hablado y en esto del fútbol, y en la vida en general, no hay que tener techo. El que se pone llegar hasta ahí (sólo hasta cualquier equipo de Europa) está equivocados. Todos soñamos con llegar al Real Madrid o al Barcelona, pero hay que trabajar para llegar allá y en eso está Paulo, y ya hubo conversaciones con el Inter de Milán, ya no se concretó pero quizás para fin de año o el próximo año.

¿Está ilusionado con que su hijo llegue al Mundial?

Esa es una de las causas por las que es mejor que no vaya ahora a Europa. Si va a Europa es comenzar un proceso todo de nuevo, y él necesita jugar. Si no juega Pizzi no lo va a llamar más y la idea es que vaya a un Mundial se valorice más de lo que es y está ahora, y pueda seguir pensando en grande.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo