Dirigentes defienden polémico código de conducta: "No aceptaremos a quienes han cometido desmanes"

Felipe Muñoz de Copiapó y Pablo Milad de Curicó salieron a defender la nueva normativa que impulsó el Consejo de Presidentes que con 41 conductas prohibidas, penadas con sanciones que van de 6 meses a 3 años, pretende terminar con la violencia en los estadios.

Por Javier Rios

Los hechos de violencia en el fútbol chileno colmaron la paciencia de los dirigentes del fútbol chileno que agrupados en el Consejo de Presidentes decidieron tomar cartas en el asunto, aprobando un nuevo protocolo que normará el comportamiento de los hinchas, sancionando 41 conductas inapropiadas con irrestricta mano dura y sin la mediación de los tribunales civiles ordinarios.

Con inmediata repercusión entre los aficionados, en El Gráfico Chile pusimos las inquietudes de manifiesto a los encargados de llevar la iniciativa adelante, los que defendieron las razones de la nueva forma. Felipe Muñoz, presidente de Copiapó y Pablo Milad, aclararon el nuevo reglamento, además de apuntar a los equipos grandes en la responsabilidad de los hechos que provocan tan drásticas medidas.

¿Qué buscan con la inclusión del nuevo protocolo?

Felipe Muñoz: "Con todo el trabajo que se ha hecho, con las comisiones que se han creado y con la aprobación de la ANFP buscamos que se traduzca en acciones más prácticas. La ley de violencia en los estadios apunta a ser preventivos, se asemeja mucho a cuando se tomaban alcotest y no existía la Ley Emilia, había tremendas penas contra el conductor que manejaba en estado de ebriedad, pero cuando mataba a alguien las penas no se condecían con lo que había en la prevención, tenían que aplicarse".

Pablo Milad: "Se va a agilizar la aplicación de la norma, se va a ir directamente a nuestro reglamento, al código 102 y 101, no esperando una resolución de los tribunales y esa es la garantía que nos otorga, que una persona que comete un acto de indisciplina que perjudica el espectáculo será sancionado rápidamente. La velocidad es lo más favorable."

Una de las declaraciones de principios más importantes que hicieron fue decir que se usará el derecho de admisión sin mediar la decisión de los juzgados ordinarios ¿No creen que está determinación puede ser discriminatoria y genere la reacción de tribunales? 

F.M: "Hemos tenido conversaciones y ellos nos dicen que los problemas de aplicación de las leyes es transversal, que imaginemos lo que cuesta meter una persona presa, alguien que roba, que asalta, que es violador y que nosotros llegamos con una persona que llevaba una bengala. 'Puede ser muy grave para ustedes, pero para nosotros no es grave. No puedo aplicarle las penas del infierno a una persona que dentro del contexto nacional comete un delito menor', nos dicen. Que nos queda a nosotros, la única herramienta es decir: esto es un espectáculo privado, en el que podemos reservarnos el derecho de admisión. No aceptaremos a quienes han cometido desmanes y han sido detenidos, para eso se creó un registro nacional con el que queda bloqueado para todos los partidos".

P.M: "Tenemos una norma que es derecho de admisión y por ella podemos acogernos a ser un espectáculo privado. Se puede dejar ingresar o no y será por una conducta especial, por eso será más ágil"

Los hinchas reaccionaron rápidamente, molestos por las medidas que incluyen la prohibición del ingreso de lienzos y fuegos artificiales ¿No creen que esto pueda afectar el espectáculo y remecer la esencia de la actividad? 

F.M: "Está en manos de los clubes, si quieres que entren con algo para animar tienes que nombrar una persona responsable. Ahora se hace complejo porque ante la ley ese deber sigue siendo del club, y esa responsabilidad es muy compleja, es un sin sentido. ¿Cómo autorizar algo que me provoca un problema? Alguien se hará cargo y se específica lo que va a decir en el lienzo, para eso Carabineros revisa cuando lo exhiben. Los clubes tienen que aplicar lo que la ley dice"

P.M: "Siempre pasan el lienzo de una u otra forma, es un trofeo para los barristas, pasarlos y ponerlos. Esto puede limitar un poco, porque los castigos van de forma directa en ese sentido, tiene que estar supervisado con Gobernación o Carabineros, no creo que un club tenga que tomar determinaciones por sí solos. Hay que individualizar a las personas que lo hacen, por eso lo encuentro un poco duro, de que porque paso un lienzo, me van a castigar por una cantidad de fechas, tiene que haber una amonestación específica en este caso".

También se aplicarán duras sanciones contra los cantos discriminatorios ¿De qué forma se trabajará para lograr controlar estas expresiones xenófobas u homofóbicas?

F.M: "A partir de ahora se comenzarán a sancionar los estadios y las hinchadas. Hay muy poca cultura al respecto, hay muchos insultos sexistas y raciales, son los mas comunes. Creo que la gente no lo hace con mala intención, es algo intrínseco en la sociedad nuestra, en Chile encuentran más grave que te pifien el himno a que le digan algo a un jugador por su raza. Pero ni ante la ley, ni ante la FIFA es lo mismo es mucho más grave. (…) El mundo está así, entiendo que tiene que ser de manera progresiva, no algo lapidario Tiene que quedar claro que los cánticos, aunque sean ofensivos no son todos iguales, no es lo mismo decirle a un extranjero 'maricón' o decir 'puto', a que te pifien el himno, el abucheo no tiene contenido discriminatorio"

P.M: "Están penados a nivel internacional. Para los clubes no tiene incidencia en que algún barrista vaya gritar en el aspecto físico de un jugador. Creo que se tiene que sancionar el sector de ocupación, que eso si que es grave para los barristas, eso condiciona el aspecto de superposición espacial de los grupos, y en las hinchadas es muy importante los espacios".

¿Creen que estas medidas se aplican en base a los equipos grandes? ¿Podrán solucionar definitivamente los problemas de violencia en los estadios? 

F.M: "Nosotros los clubes de provincia, los más chicos, siempre decimos que cuando tiran una bengala en Santiago se nos aplica una sanción a nosotros. Si pasa algo en un partido de la (Universidad de) Chile, la (Universidad) Católica o Colo Colo, que es donde ocurren casi el 90% de los desmanes, se termina afectando a clubes como Copiapó. En este caso esto va a afectar a los clubes que más desmanes hagan, en el castigo que van a recibir y tratar de ejercer plena justicia. De todas maneras será muy bueno, nos ayuda a cerrar un círculo esfuerzo que han echo en términos de seguridad los clubes".

P.M: "Sí, siempre se hace la norma en base a los equipos grandes, no creo que piensen en los equipos chicos, por ejemplo Santiago Morning lleva 300 personas, no creo que la norma se haga por los equipos chicos (..) Creo que todo se tiene que dar en un proceso longitudinal, hay que esperar las respuestas, se tiene que ir ajustando en el tiempo porque las cosas no son definitivas. Cuando se llevan a la práctica, ella misma te dice que puede fallar. Hemos visto que hay más conciencia, por ejemplo en Curicó, hemos visto que son bastante más controladas que antes, desde el 2010 o 2009 hay más conciencia, se ha ido educando la gente. Ha sido un proceso arduo de todos: Estadio Seguro ha aportado, las autoridades, los clubes, hay más conciencia social que dice que lo más importante es el espectáculo y no las barras".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo