Ni los vómitos paran a Pablo Quintanilla en el Dakar: "Partí bien y me sentí bien"

El piloto chileno de Husqvarna sintió el cansancio del problema médico que tuvo el domingo, pero así y todo pudo escalar al tercer lugar de la clasificación general. Sigue todo el Dakar por UCV.

Por Gonzalo Pérez

Por Gonzalo Pérez Amar, enviado especial a San Juan de Marcona

Pablo Quintanilla tuvo un domingo de puro sufrimiento en el Rally Dakar 2018. El piloto chileno, candidato a quedarse con el título en motos, despertó con malestares estomacales, que incluyeron vómitos,  y así tuvo que partir a disputar la segunda etapa de la carrera.

Pese al problema médico que lo afectó durante la especial, Quintafondo pudo mantener un ritmo que lo dejó sexto en la etapa. Sin embargo, bajó al quinto lugar de la clasificación general.

Por eso, este lunes, el sanantonino, que despertó mejor y sin problemas estomacales, salió a apretar y lideró gran parte del trayecto entre Pisco y San Juan de Marcona.

"Me levanté sintiéndome bien. Ayer estuve con vómitos, la especial se me hizo pesada y lo pasé mal, pero partí bien y me sentí bien, con buen ritmo, pude recuperar harto tiempo", dijo Quintanilla

Pero, pese a dominar, el piloto nacional perdió tiempo sobre el final de la especial y terminó en el quinto lugar del día, aunque escaló a la tercera ubicación de la general por los problemas de ruta que sufrieron sus rivales directos.

"Me confundí con un waypoint y perdí cerca de cinco o seis minutos. Después de lo ayer, lo de hoy fue una buena etapa, aunque al final sentí la falta de alimento. Me sentí bien arriba de la moto y tomé buenas decisiones, independiente del último waypoint", agregó.

En la cuarta etapa, que tendrá un loop de 330 kilómetros por la sureña ciudad peruana de San Juan de Marcona, Pablo Quintanilla intentará seguir avanzando posiciones y así descontar los cinco minutos de ventaja que le lleva el líder Sam Sunderland.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo