El legado del profesor: Wenger deja Arsenal con 17 títulos y la Champions League como deuda

Tras 22 años en el club inglés, el histórico técnico francés decidió dar un paso al costado al final de la temporada, donde marcó una era inolvidable.

Por El Gráfico Chile

Si hay alguien que conoce en profundidad el crecimiento del Arsenal durante los últimos años es el técnico Arsene Wenger, quien llegó hace 22 años a Inglaterra para hacerse cargo de uno de los clubes más populares del país.

A pesar de los malos resultados de las últimas temporadas, los verdaderos hinchas no olvidan el largo trabajo que realizó Wenger antes de firmar su renuncia este viernes a la banca del Arsenal. Desde que el técnico arribó en 1996, hubo una revolución total en el club: pasaron del "Aburrido, aburrido Arsenal" ("Boring, boring Arsenal) a ser los "Invencibles" de la Premier League con un luego vistoso, moderno y competitivo.

La llegada de Wenger también se sintió en el camarín, puesto que no solo cambió drásticamente algunas cosas como la alimentación y modalidad de concentración. Además, golpeó la mesa ante las malas prácticas de algunos referentes de la institución, como el entonces capitán Tony Adams y el volante Paul Merson.

Wenger en sus inicios en el Arsenal / Getty Images Wenger en sus inicios en el Arsenal / Getty Images

¿Y en la cancha, cómo le fue? Durante los 22 años que estuvo al mando del Arsenal, Wenger ganó tres títulos de la Premier League (1997/1998, 2001/2002 y 2003/2004 -invicto-), siete FA Cups (1998, 2002, 2003, 2005, 2014, 2015 y 2017) y de otras siete Community Shield.

Su gran deuda con la institución fue la Champions League, torneo en el que no pudo trasladar su éxito en Inglaterra y sólo pudo llegar a la final en 2006, cuando cayó ante Barcelona en París, justo en el momento que la era de los "Invencibles" de 2003-04 estaba en su ocaso.

Su era sólo se equipara a la de Sir Alex Ferguson con su poderoso Manchester United, sólo ellos ganaron más trofeos que Wenger en los Gunners en las últimas dos décadas.

Aunque el Arsenal no celebra un título de liga desde hace 14 años, el francés consiguió mantener al club entre la élite del fútbol inglés y, salvo los dos últimas dos campañas donde sólo estuvo en la Europa League, los del norte de Londres fueron habituales en la Champions.

"Estoy encantado de haber tenido el privilegio de servir a este club durante tantos años memorables. Dirigí el club con todo mi compromiso e integridad. Para todos los que aman al Arsenal: por favor, cuidad los valores del club", aseguró el francés en su carta de despedida.

El fin de una era y el comienzo de la leyenda del profesor Wenger en Arsenal. Una historia que difícilmente se repita en el alocado fútbol actual.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo