El Gato Benzema le dio otra vida a un Real Madrid que irá por el tricampeonato de la Champions

El francés anotó un doblete y metió a los merengues en su tercera final seguida de la Orejona, al empatar 2-2 ante el Bayern Múnich en el Bernabéu. Los alemanes fueron superiores, pero otra vez no pudieron.

Por Javier Ríos Rodríguez, especial desde Madrid

Uno de los mejores partidos de los últimos tiempos protagonizaron el Real Madrid y el Bayern Múnich en el estadio Santiago Bernabéu, por la vuelta de las semifinales de la Champions League, que terminó con la clasificación del local tras una emocionante igualdad 2-2.

Los merengues llegaban al duelo con la ventaja de 2-1 conseguida en el Allianz Arena, por lo que los bávaros debían anotar por lo menos dos goles para aspirar a la clasificación, lo cual se notó desde el inicio, ya que salieron con todo en busca del arco rival.

Así, apenas se demoraron tres minutos en conseguir la apertura de la cuenta, mediante Joshua Kimmich, tal como en Alemania, que convirtió luego de un rebote.

Sin embargo, los españoles respondieron rápido, a los 11', a través de Karim Benzema, quien llegó a la red con un cabezazo después de un centro de Marcelo.

Ambos equipos siguieron buscando incesantemente el segundo tanto en la fracción inicial, con los teutones más cerca, pero se fueron al descanso con el 1-1 en el marcador. Antes, la polémica se dio en el Bernabéu luego de un penal no sancionado para los alemanes tras una mano de Marcelo que el juez Çüneyt Çakir no cobró.

Un error que costó caro

Recién iniciada la segunda mitad, al minuto, un increíble error del arquero Sven Ulreich parecía sentenciar la llave, ya que de forma inexplicable dejó pasar un pase atrás para que Benzema lograra su doblete.

No obstante, el cuadro del lesionado Arturo Vidal no se echó a morir y consiguió el empate con un derechazo del colombiano James Rodríguez que pasó entre las piernas de Keylor Navas, a los 63', por lo que a los muniqueses les bastaba un gol para avanzar a la final.

Como era de esperar, el elenco de Jupp Heynckes se fue encima para buscar el tercero y prácticamente jugó dentro del área del anfitrión, pero entre el golero costarricense y la impericia propia no pudo.

De esta manera, la escuadra de Zinedine Zidane irá por su tercera Orejona consecutiva ante el vencedor de la llave entre el Liverpool y la Roma, con ventaja de 5-2 para los ingleses de cara al encuentro de este miércoles en el estadio Olímpico de la capital italiana.

El relato de este partidazo

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo