El fuerte y extenso castigo que arriesga el Loco Abreu tras la denuncia de César Deischler

El delantero uruguayo vivió una jornada de furia en el duelo entre Audax Italiano y Antofagasta, y el dirigente itálico Lorenzo Antillo también arriesga dura sanción.

Por El Gráfico Chile

El informe del árbitro César Deischler sobre las polémicas vividas en el empate 0-0 entre Audax Italiano y Deportes Antofagasta, dejó a varios integrantes del equipo itálico con opciones de cargar con un extenso castigo.

Uno de los que podría salir más perjudicados es el delantero uruguayo Washington Sebastián Abreu, arriesgando hasta 10 fechas de sanción, luego de su noche de furia vivida el pasado sábado, donde incluso lanzó una mesa a fanáticos del cuadro de La Florida, quienes supuestamente lo insultaron desde las tribunas, cuando el mundialista charrúa salía del campo.

"Antes de abandonar el terreno de juego observamos que a la distancia el jugador n°13, señor Washington Sebastián Abreu, antes de ingresar a su vestuario observamos que discute con gente de la tribuna para posteriormente levantar una mesa y la lanza hacia la tribuna", dice el relato descrito por Deischler en su informe.

Con ese escenario, y según explica el artículo 63 del Código de Penalidades de la ANFP, Abreu arriesga de "uno a seis juegos" por "causar daño a un bien material ubicado en el recinto donde se efectúa el partido". Sin embargo, dentro de ese mismo artículo se explica que  se suma castigo en caso de "agredir de hecho a cualquier persona distinta a las señaladas en el presente artículo, dentro del recinto donde se efectúe el partido".

Por otra parte, el atacante no es el único que arriesga castigo por lo acontecido ese día, sino que el directivo Lorenzo Antillo también salió fuertemente perjudicado, según lo descrito por Deischler.

"Cuando me dirigía a camarines me aborda el señor Lorenzo Antillo, gerente general de Audax, quien me insulta diciendo textual: 'Eres un cagón weón, cómo lo terminas así, eres un desastre weón malo, son todos unos weones malos, son unos cagones, repitiendo esto hasta que la cuaterna ingresó al camarín", señaló.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo