Calendario cargado y un karma histórico: la pesada mochila de Corinthians para la revancha con Colo Colo

El Timao llegará a enfrentar a los albos con cinco partidos entremedio y con un historial en contra cada vez que ha perdido el primer partido de un "mata mata".

Por El Gráfico Chile

Corinthians quedó duramente golpeado tras perder 1-0 ante Colo Colo en el Monumental por la ida de los octavos de final de la Copa Libertadores 2018. Más allá de la derrota, las malas señales futbolísticas calaron hondo en el Timao y, por lo mismo, el panorama para la revancha no es sencillo.

A lo dicho, se suman otros factores que le ponen pesada la mochila a Corinthians para el duelo que se deberá jugar el 29 de agosto en Sao Paulo y que le alimentan la ilusión al equipo comandado por Héctor Tapia: un cargado calendario y un karma histórico.

Antes de la revancha ante el Cacique, el Timao tendrá que jugar 5 partidos oficiales: ante Chapecoense como visita por el Brasileirao (12/08) y después con el mismo club, también como forastero, por la Copa Brasil (15/08), frente a Gremio como local (18/08), ante Fluminense fuera de casa (22/08) y finalizando con Paraná como dueño de casa, estos últimos tres por la Serie A.

Entre la ida y la vuelta, Corinthians jugará dos partidos más que Colo Colo, quienes tendrán que jugar ante San Luis en el Monumental (12/08), frente Deportes Iquique en el norte (19/08) y el Superclásico con la U en Macul (25/08).

Por otro lado está el dato histórico: durante este siglo, en seis de siete ocasiones que Corinthians ha perdido el primer partido de una llave de eliminación directa en la Libertadores ha terminado eliminado. Le ocurrió con Boca Juniors (1991 y 2013), River Plate (2003 y 2006), Flamengo (2010) y Guaraní (2015).

Sólo clasificó en la edición del 2000, cuando dio vuelta la serie de octavos de final ante Rosario Central. Después de caer 3-2 en la ida en el Gigante de Arroyito, luego logró imponerse 3-2 en Sao Paulo y ganó 4-3 en la tanda de penales para sellar su paso a los cuartos. Tras eso, vino la mala racha después de caer en el primer partido.

Y ese no es el único karma del Timao en llaves de eliminación directa en la Libertadores. Hay otro más reciente: desde que juega en el Arena Corinthians (inaugurado en 2014) no ha podido cerrar con éxito cruces en las fases finales de la Copa.

En la edición 2015, después de caer 2-0 en la ida en Paraguay ante Guaraní perdió 1-0 en casa y sentenció su eliminación. Y en la versión del 2016, también en octavos de final, después de igualar 0-0 en la ida ante Nacional en Uruguay empató 2-2 en casa y con ello selló su adiós del certamen.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo